Compartir

“Afortunadamente la tendencia se ha invertido”, ha dicho en rueda de prensa el secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, quien ha precisado que el dato de agosto es provisional.

Ha recordado que el Gobierno anterior dictó un real decreto que incluía la integración en el régimen general como asimiladas a las personas que participaban en los programas de formación, los “mal llamados becarios”, lo que produjo un aumento significativo de cotizantes, que llegó a 41.135 personas en noviembre de 2011.

No obstante, el anterior ejecutivo dictó un mes después otro real decreto que excluía a los universitarios.

Según Burgos, se dejó “vacía de contenido” la regulación inicial y se produjo de forma sistemática un descenso en el número de afiliados hasta enero de 2013.

Con la sentencia del Tribunal Supremo el actual Gobierno ha dado instrucciones para que antes del 30 de septiembre se regularice la situación de los becarios no dados de alta de conformidad con lo establecido en la sentencia, por lo que Burgos espera que en las próximas semanas continúe la tendencia positiva.

También ha matizado que la sentencia sólo tiene efecto desde su publicación en el BOE el pasado 28 de junio y ha dicho que le hubiera gustado que no se hubiera producido esta situación “que fue decisión de otro Gobierno”.