Compartir

El pederasta español indultado por Marruecos se declaró ayer inocente de haber abusado de una niña en la localidad alicantina de Torrevieja. Daniel Galván declaró durante una hora ante el juez de instrucción que invesiga la denuncia presentada por los padres de una menor por unos hechos que supuestamente habrían ocurrido en el 2002.