Compartir

“Discutir acerca de cualquier reacción del Consejo de Seguridad antes de que los expertos de la ONU que trabajan en Siria presenten su informe es poco prematuro”, dijo a Interfax el viceprimer ministro primero de Asuntos Exteriores ruso, Vladímir Titov.

Poco antes, el jefe del comité de Asuntos Internacionales de la Duma o Cámara de Diputados rusa, Alexéi Pushkov, denunció que el proyecto de resolución que llevará hoy el Reino Unido al Consejo de Seguridad es una maniobra táctica para luego justificar un ataque unilateral contra el régimen del presidente sirio, Bachar al Asad.

El diputado, del oficialista partido Rusia Unida, aseguró a la agencia Interfax que la propuesta de Londres persigue justificar la inminente operación militar sin mandato de la ONU con el argumento de que incluso a última hora se intentó convencer al Consejo de Seguridad sobre la necesidad de intervenir en Siria.

“Quieren mostrar que toman en cuenta al Consejo de Seguridad. Se puede incluso prever el devenir de los acontecimientos. Si la resolución propuesta por Londres es rechazada, Estados Unidos y Reino Unido dirán que están seguros de sus razones y de la necesidad de atacar Siria”, apuntó Pushkov.

Aunque tanto en Londres como en Washington reiteran que la decisión no está tomada, todo apunta a un ataque inminente desde mar y aire contra instalaciones vitales para el sustento militar del régimen sirio, en castigo por el presunto uso de armas químicas en las afueras de Damasco.