Compartir

(Reuters) – Las salvaguardas para asegurar que las medidas de vigilancia de Estados Unidos no son objeto de abusos han funcionado pero deben mejorar a medida que la tecnología avanza, dijo el presidente Barack Obama en una entrevista con CNN que se difundió el viernes.

La Administración Obama ha estado a la defensiva desde que el exanalista estadounidense Edward Snowden desvelara información sobre la amplitud de las medidas secretas de vigilancia por parte del Gobierno.

El presidente ha recalcado que los programas no espiaban a los estadounidenses. Pero los documentos difundidos esta semana muestran que la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en inglés) pudo haber recopilado de forma no intencionada hasta 56.000 correos electrónicos al año de estadounidenses entre 2008 y 2011. Un tribunal secreto de Estados Unidos dijo que el programa pudo haber violado la legislación nacional.

Las revelaciones llevaron a nuevas preguntas sobre las operaciones de escuchas de la NSA y su supervisión por el Tribunal de Inteligencia Exterior.

Obama dijo que el hallazgo del error y la demanda del tribunal de que se mejoren las salvaguardas muestran que el sistema de supervisión funciona apropiadamente.

“Todas estas salvaguardas, comprobaciones, auditorías, supervisión, funcionó”, dijo en la entrevista en el programa “New Day” de la CNN.

Pero reconoció, como había hecho antes, que puede hacerse más para mejorar la confianza de la ciudadanía en estos programas.

“Hay preocupaciones legítimas que la gente tiene sobre que la tecnología avanza tan rápido que en algún punto ¿supera la tecnología la ley en vigor y las protecciones que hay actualmente?”, dijo.

“¿Terminan algunos de estos sistemas siendo como un arma cargada de la que alguien en algún momento futuro puede abusar?”, añadió.

Obama dijo que confía en que la NSA no ha abusado de sus poderes.

“Lo que reconozco es que vamos a tener que continuar mejorando las salvaguardas y que, a medida que la tecnología avance, eso significa que podamos ser capaces de construir tecnologías que den más seguridad a las personas, y tenemos que trabajar mejor para que las personas confíen en la forma en que funcionan estos programas”, dijo.