Compartir

Piebalgs hizo el anuncio a los medios tras una reunión en La Paz con ministros del Gobierno de Evo Morales, en la que se establecieron las áreas en que se invertirán los fondos.

El monto para el periodo 2014-2020 representa un incremento de 17 % con respecto al presupuesto de la gestión 2007-2013, explicó el comisario europeo.

Piebalgs indicó que los fondos se destinarán a proyectos para “proveer infraestructura física para agua y saneamiento” y también para apoyar al sector judicial.

Otra parte de los fondos de cooperación se destinarán “a elevar a un nivel más sofisticado la lucha contra el narcotráfico”, lo que significa no solamente apoyar a las fuerzas antidroga involucradas directamente, sino también al desarrollo productivo, agregó.

Piebalgs se reunió esta mañana con el presidente Evo Morales y el vicepresidente Álvaro García Linera y el lunes y martes visitó los programas que la UE financia en la zona central del trópico de Cochabamba para combatir el narcotráfico.

En concreto, la UE destinará 25 millones de euros del total programado hasta 2020 a proyectos antinarcóticos en Bolivia para generar nuevas oportunidades económicas en las zonas cocaleras del país como cultivos agrícolas.

Este nuevo proyecto redundará en beneficio de unas 80.000 familias de agricultores e indirectamente en hasta 400.000 personas del país, según información de la Comisión Europea.

Piebalgs expresó su satisfacción por los resultados que está dando la cooperación europea en Bolivia, donde, según destacó es posible “rastrear cada euro desde el punto de origen hasta el destinatario” de la ayuda.

También resaltó que si bien Latinoamérica ha tenido grandes progresos en la lucha contra la pobreza, el bloque europeo mantendrá su apoyo para alcanzar la meta conjunta de erradicar ese problema.

La ministra boliviana de Planificación, Viviana Caro, destacó por su parte el respaldo de la UE que, según dijo, respalda las áreas que el Gobierno considera estratégicas en sus planes de desarrollo.

Caro recordó que las únicas naciones en la región que reciben cooperación europea son Paraguay y Bolivia, siendo su país “el que recibe el monto más grande”.