Compartir

Las dos personas que seguían retenidas en el ayuntamiento de Ingolstadt, al sur de Alemania, han quedado en libertad y se encuentran ilesas, según ha informado la Policía.

El secuestrador, un hombre de 24 años con problemas psiquiátricos y antecedentes penales, también está con vida.

El joven ha mantenido secuestradas a tres personas desde primera hora de esta mañana en la antigua casa consistorial.

Hace un par de horas, liberó al segundo teniente de alcalde de la ciudad, Sepp Misslbeck, tras las conversaciones mantenidas con la Policía.

Según el rotativo Donau Kurier, el secuestrador era un joven de 24 años que está armado y tendría problemas psiquiátricos.

En la plaza frente al ayuntamiento, donde esta tarde la canciller alemana, Angela Merkel, iba a participar en un mitin electoral que ha sido cancelado, han permanecido apostados unos 200 policías preparados para intervenir de ser necesario.

El secuestrador ha sido identificado como un joven de 24 años que fue condenado el pasado junio a una pena de un año y ocho meses de libertad condicional por acosar a una joven de 25 años, que actualmente trabaja en el ayuntamiento. El joven estaba recibiendo tratamiento psiquiátrico desde 2012.