Compartir

Tras la reunión del anterior CPFF, celebrado a finales del pasado mes de junio, Montoro señaló que el Ejecutivo está dispuesto a negociar con cada autonomía sus planes económico-financieros con el fin de fijar objetivos de déficit individualizados para 2013.

El ministro afirmó que los déficits asimétricos, diferentes para cada autonomía, son “una opción que está abierta” para repetirla en próximos años.

La posibilidad de tener un déficit “a la carta” es reclamada por Cataluña, la Comunidad Valenciana, Baleares, Murcia y Canarias, mientras que Andalucía pide que se prime la población y la prestación de servicios.

Varias comunidades gobernadas por el PP, como Galicia, Extremadura y Castilla y León, se oponen a que se adjudique un déficit mayor a aquellas autonomías que incumplieron el objetivo de déficit en 2012 y piden que se prime a las más cumplidoras.

Precisamente, las más incumplidoras en el ejercicio pasado fueron la Comunidad Valenciana (3,52 %), Murcia (3,12), Andalucía (2,04), Cataluña (1,96) y Baleares (1,80).

Por el contrario, Extremadura cerró el año con un déficit del 0,70 %, mientras que Asturias y La Rioja lo hicieron con un 1,06 %, cuando el Gobierno lo había fijado en el 1,5 % del PIB.

Montoro ha subrayado en varias ocasiones que todas las autonomías tendrán un objetivo inferior al del año pasado y que, en ningún caso, se podrá sobrepasar el 1,3 por ciento conjunto del PIB.

En la próxima reunión del CPFF, además de aprobar la nueva propuesta de objetivos de estabilidad presupuestaria y de deuda pública para cada autonomía para este ejercicio, se decidirán estos mismos parámetros para el período 2014-2016.

Fuentes del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas no han desvelado si en este último caso también habrá objetivos diferentes para cada comunidad autónoma o se establecerán objetivos idénticos para todas.

Otro de los puntos que este Consejo tendrá que examinar y, en su caso, aprobar, son los planes económico-financieros de Cataluña, Andalucía, Murcia, la Comunidad Valenciana y Baleares.

La reordenación y racionalización del sector público autonómico, el límite de gasto no financiero para 2014 o el control de la deuda comercial en el sector público serán otras cuestiones que tratar.