Compartir

La bancada opositora municipal del Partido Liberal Constitucionalista (PLC) criticó que una rotonda en un lugar céntrico de Managua deje de llamarse “Simón Bolívar” para tomar el nombre de “Hugo Chávez”, según medios locales.

La remodelación debe culminar el próximo domingo, día en que el fallecido presidente cumpliría 59 años de edad, han informado trabajadores de la alcaldía de Managua.

El PLC se opone porque el gobierno municipal, en manos del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), pretende cambiar el nombre de la rotonda sin realizar los procedimientos legales, informó el jefe de la bancada liberal, Walter Espinoza, a periodistas.

No obstante, Espinoza reconoció públicamente que aún con el procedimiento legal, que obliga a que el tema sea discutido en el Concejo Municipal, el FSLN impondría su voluntad, debido a que cuenta con la mayoría de concejales.

Para el ex candidato a la Presidencia de Nicaragua, Edmundo Jarquín, quien pertenece al partido que fundó el fallecido alcalde Herty Lewites, Movimiento de Renovación Sandinista (MRS), cambiar el nombre de la rotonda es un error.

“Esa rotonda es más conocida como la rotonda de Herty Lewites (alcalde de Managua de 2000 a 2004), es un acto de revanchismo, de persecución de la imagen de Herty”, dijo Jarquín a periodistas de medios nicaragüenses.

El político no puso en discusión que el gobierno de Daniel Ortega quiera honrar a quien fue su aliado venezolano, pero se mostró en contra de que “se gasten decenas de miles de córdobas de los impuestos de todos los managuas”.

Los concejales del PLC también consideran que la remodelación es un gasto innecesario y que ese dinero, cuyo monto es desconocido, debería ser invertido en mejorar las calles capitalinas.

La rotonda, con un diámetro de aproximadamente 54 metros, fue construida bajo la dirección Lewites en el año 2003 con una fuente luminosa en el centro, pero que dejó de funcionar hace más de cinco años.