Compartir

Según la información remitida a la CNMV, los márgenes de la cuenta, que son los que mejor reflejan la evolución del negocio, tienen una evolución dispar, con una caída en el de intereses del 14,8 %, hasta 288,4 millones de euros.

Sin embargo, el margen bruto, que aglutina todos los ingresos, alcanzó en el primer semestre los 657 millones, un 2,4 % más.