miércoles, 23 septiembre 2020 18:27

La constructora peruana Graña y Montero se estrena con avances en Wall Street

La firma de ingeniería y construcción debutó este miércoles en Wall Street con sus American Depositary Shares (ADS) -unos instrumentos financieros requeridos a las entidades extranjeras para inscribir sus acciones en la bolsa neoyorquina-, que cotizan con el símbolo “GRAM” y representan cada uno cinco acciones de la empresa.

Los ADS de Graña y Montero, que se convirtió así en la primera firma latinoamericana en estrenarse en la bolsa de Nueva York este año, registraban una leve subida del 0,2 % ó 5 centavos para cambiarse por 21,18 dólares cada uno a una hora para el cierre de la sesión.

La empresa fijó en 21,13 dólares el precio de cada uno de los 19,53 millones de ADS que ha sacado a este mercado de valores, por lo que la recaudación total de su oferta pública alcanzó los 413 millones de dólares, por encima de los 350 millones que había previsto.

Alrededor del 60 % de los fondos recaudados serán invertidos en proyectos de infraestructura, otro 10 % en adquisiciones de tierra para la división de bienes raíces, un 20 % a compras potenciales y el resto para otros propósitos corporativos, explicó hoy en un comunicado el presidente de la firma, Jose Graña Miro-Quesada.

Para celebrar la llegada de la constructora a Wall Street, Graña Miro-Quesada y el consejero delegado, Mario Alvarado, se encargaron de hacer sonar el tradicional campanazo que señala el inicio de las contrataciones en la ceremonia de apertura de la bolsa de Nueva York.

Graña y Montero celebra este año su 80 aniversario y lleva cotizando en la bolsa de valores de Lima desde 1997, donde se ha asentado como la mayor compañía de construcción e ingeniería por capitalización bursátil de todo el país.

La firma ha participado en proyectos de infraestructura como la línea 1 del metro de la capital del país andino o el aeropuerto de La Paz en Bolivia, así como en la construcción de múltiples hoteles en países como México, República Dominicana y Chile.

Además, recientemente ha completado la adquisición de la compañía minera chilena Vial y Vives y de la también chilena CAM, especializada en servicios eléctricos.