Compartir

El aumento en junio fue posible porque la subida del 4,2 % de las pernoctaciones de extranjeros compensaron la caída del 3,5 % de las de los turistas nacionales.

La estancia media subió en junio un 0,2 % con respecto al mismo mes de 2012, situándose en 3,5 noches por viajero.

La facturación media diaria de los hoteles por cada habitación ocupada en junio es de 69,2 euros, un 1,4 % más que en el mismo mes de 2012.

El ingreso medio diario por habitación disponible, que está condicionado por la ocupación registrada en los establecimientos hoteleros, alcanza los 43 euros, un 3,6 % más que en junio de 2012.