Compartir

Todas las empresas que se implantan en China saben que, en algún momento, tendrán que pagar sobres por debajo de la mesa. A pesar de las sucesivas campañas del Gobierno central contra la corrupción, los sobornos están a la orden del día. Se dan en efectivo o en especie y son parte indivisible de la cultura empresarial, necesarios para forjar la red de conexiones sociales que en el gigante asiático…