Compartir

Los enfrentamientos entre los unionistas y la Policía norirlandesa se han vuelto a repetir este a última hora de este sábado después de que las autoridades locales prohibieran una marcha en el norte de Belfast, la capital. Cientos de manifestantes han lanzado botellas, piedras y cócteles molotov contra los agentes de la Policía antidisturbios. Un policía ha resultado herido a causa del estallido d…