Compartir

La ministra británica de Interior, Theresa May, presentará al Parlamento una orden que, de ser aprobada, prohibirá las actividades de estas dos organizaciones en el Reino Unido a partir del viernes.

Pertenecer a estos grupos estará penado con diez años de cárcel o una multa de 5.000 libras (5.900 euros).

Minbar Ansar Deen, también conocido como Ansar al-Sharia UK, apoya actividades terroristas a través de su página web al animar a individuos a viajar al extranjero para perpetrar atentados, según ha informado el Ministerio de Interior.

En el caso de Boko Haram, grupo que busca establecer la ley islámica en Nigeria, el objetivo es impedir que pueda llegar a operar en el Reino Unido, agregó la fuente.

Al parecer, según los medios británicos, la decisión de Interior no está relacionada con el asesinato el pasado mes de mayo del soldado británico Lee Rigby, matado con armas blancas por dos sospechosos radicales islámicos cerca de un cuartel militar en el barrio de Woolwich, sur de Londres.

En virtud de la ley antiterrorista de 2000, la ministra de Interior puede tomar la decisión de prohibir la actividad de algún grupo del que sospecha está involucrado en actividades terroristas.

Otras organizaciones radicales islámicas que no pueden operar en el Reino Unido son Al Qaeda, Al Shabaab e Islam4UK.