Compartir

El lehendakari, Juan José Ibarretxe, ha
transmitido hoy a las víctimas del 11-M, durante un encuentro
celebrado en Bilbao, que su energía "nos renueva para romper el
círculo de la violencia ciega, inhumana e inútil de ETA".

Más de 60 víctimas de la Asociación del 11-M, incluida su
presidenta, Pilar Manjón, y su vicepresidente, Jesús Abril, han
asistido a este encuentro, celebrado en el Palacio Euskalduna con
motivo de la exposición 'Trazos y puntadas para el recuerdo', que ha
contado con la presencia del lehendakari y del consejero de Justicia
del Gobierno Vasco, Joseba Azkarraga.

Durante su intervención ante las víctimas, Ibarretxe ha asegurado
que ETA no ha conseguido parar a la sociedad vasca, pero "si
consigue, desgraciadamente, parar la política y a los políticos",
por lo que, ha añadido, "tenemos que aprender de vosotros, levantar
la cabeza y buscar,
proponer, arriesgar y comprometernos con
proyectos de solución".

Reconoce errores

"Si la sociedad vasca es capaz de general progreso y bienestar
para sus hijos a pesar de ETA", se ha preguntado Ibarretxe, "por que
no vamos a ser capaces los políticos en este país de lograr acuerdos
democráticos para resolver nuestras diferencias
sin contar con ETA".

"Ha llegado la hora, también por nuestra parte, también desde la
política, de decirle a ETA que no nos va a parar en la búsqueda de
soluciones",
ha dicho el lehendakari.

Ibarretxe ha destacado que "hay que romper el círculo de la
violencia, pero ruptura implicada con la justicia, dando a cada uno
su reparación, reconocimiento, justicia y verdad" y ha reconocido
que "empezando por mi mismo, las instituciones en este país, no
siempre hemos acertado con nuestras palabras, gestos o acciones
y
así lo hemos reconocido públicamente".

"El dolor en bandera de paz"

Por su parte, la presidenta de la Asociación de Víctimas del
11-M, Pilar Manjón, ha esperado que la exposición sirva para
transformar "el dolor en bandera de paz, desterrando la violencia y
la intolerancia".

Manjón ha asegurado que las víctimas del terrorismo, "sin saberlo
y sin quererlo, representaban a toda la sociedad, puesto que en
ellos golpearon a toda la sociedad", por ello la sociedad tiene una
"deuda eterna" con las víctimas y sus familiares y "el mayor
homenaje que se puede hacer, es cuidar de los que sobrevivieron".

El consejero de Justicia del Gobierno Vasco, Joseba Azkarraga, ha
afirmado que "el camino hacia la paz es complicado, pero tenemos que
recorrerlo todos y todas juntas" y ha destacado que iniciativas como
la exposición de las víctimas del 11-M "ayudan a romper el círculo
de la violencia abriendo ventanas de paz".

Asistentes

A este acto también han asistido el delegado del Gobierno en el
País Vasco, Paulino Luesma;
el presidente de Eusko Alkartasuna, Unai
Ziarreta; el secretario de Organización del PSE-EE, Rodolfo Ares y
el alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna, quien ha entregado un obsequio a
Pilar Manjón antes de iniciar el recorrido por la exposición.

La muestra 'Trazos y puntadas para el recuerdo', confeccionada a
partir de las donaciones espontáneas que cientos de personas
enviaron a la agrupación de víctimas del 11-M, se inauguró el pasado
31 de marzo y se exhibirá en el Palacio Euskalduna hasta el 6 de
abril.