Compartir

¿Si no dejamos que cualquiera entre a nuestra casa a estar con nuestros hijos… por qué no nos preocupamos tanto por quienes 'les visitan' a través de internet?. Este anuncio nos recuerda que debemos tener la misma preocupación por los más pequeños tanto de forma real como virtual.