Compartir

Los 26 miembros de la OTAN han acordado dar su pleno apoyo al escudo antimisiles que EEUU quiere desplegar en Europa del Este, según informó un alto funcionario estadounidense que habló bajo la condición del anonimato.

Según el alto funcionario, los aliados adoptarán hoy un comunicado en el que reconocerán la protección que el escudo dará a Europa frente a posibles ataques de Oriente Medio y piden a Rusia, que considera el sistema una amenaza, que retire sus objeciones.

Buena noticia para EEUU 

El apoyo de la OTAN al sistema defensivo representa una buena
noticia para el presidente de EEUU, George W. Bush, que ha visto
cómo los aliados no llegaban a un acuerdo la pasada noche sobre una
de sus principales propuestas, el ofrecimiento de un plan de acción
que abriera la puerta a Ucrania y Georgia a un futuro ingreso en la
organización.

Estados Unidos planea desplegar 10 lanzaderas de misiles
interceptores en Polonia
y un sistema de radares en la República
Checa.

El presidente de EEUU, George W. Bush, tiene previsto reunirse el
domingo en Sochi con su colega ruso, Vladímir Putin, para explicarle
que el escudo antimisiles no tiene como objetivo Rusia, sino impedir
posibles ataques de países enemigos en Oriente Medio.