Compartir

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, afirmó hoy en la Cumbre de la OTAN que, ante los nuevos desafíos, el "instrumento básico" para mantener la seguridad, la democracia y la paz es la Alianza Atlántica vinculada a Naciones Unidas.

En su discurso pronunciado en la sesión inaugural del Consejo de la OTAN, Zapatero consideró que no se debe pensar tanto en el pasado de la organización atlántica y en su contribución a la paz, como en el nuevo escenario mundial, según explicaron fuentes de la delegación española.

A su juicio, la OTAN debe adaptarse a la nueva realidad, marcada por la inexistencia de bloques y las actuales amenazas y desafíos para la seguridad mundial.
Entre esos nuevos escenarios, Zapatero abogó por prestar especial atención al Mediterráneo y al norte de Africa, zonas que debe analizar la OTAN para lograr respuestas coordinadas.

"Si las circunstancias son distintas, apliquemos un trabajo distinto", dijo Zapatero en su intervención de diez minutos de duración.
Concretó que es necesario que la OTAN y Naciones Unidas estén vinculadas desde el convencimiento de que el desarrollo de la paz y la democracia favorecen la seguridad.

Apoyo a Grecia 

En su discurso, el jefe del Gobierno español se refirió a la ampliación de la Alianza a Albania, Croacia y Macedonia, y mostró su apoyo a la posición griega, contraria a que esta última república sea invitada a entrar en la OTAN mientras mantenga una denominación similar a la de una región helena.