Compartir

El presidente de EEUU, George W. Bush, expresó hoy su apoyo a las aspiraciones de Georgia y Ucrania para ingresar en la órbita de la OTAN.

En una rueda de prensa junto a su colega ucraniano, Víctor Yúschenko, Bush afirmó que "EEUU apoya firmemente la solicitud" de Kiev y Tiflis de recibir un plan de acción que abra el camino hacia una futura integración plena dentro de la Alianza y aseguró que abogará a favor de ello en la cumbre de la OTAN que se inaugura mañana miércoles en Bucarest.

"Mi posición es completamente sólida, Ucrania y Georgia deben
recibir un plan de acción", sostuvo Bush.

Cumbre de la Alianza Atlántica 

El presidente estadounidense tiene previsto llegar esta noche a
Bucarest para participar en la cumbre de la Alianza Atlántica que se
inaugura mañana y que tendrá en el aumento de tropas para la misión
en Afganistán y la ampliación hacia el este sus principales debates.

La reacción de Moscú 

Mientras, Grigori Karasin, viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia, advirtió hoy de que la eventual adhesión de Ucrania a la OTAN provocará una "profunda crisis" en las relaciones ruso-ucranianas.

El diplomático hizo esta advertencia en unas audiencias parlamentarias sobre el estado de las relaciones ruso-ucranianas, celebradas la víspera de la inauguración de la cumbre de la OTAN en Bucarest, que se pronunciará sobre las aspiraciones de ingreso de dos antiguas repúblicas soviéticas: Ucrania y Georgia.