Compartir

El comisario de la región de Manyara, Henry Shekifu, dijo a los medios de comunicación locales que los mineros que desaparecieron durante el derrumbe son 75, según informaron los propietarios de la mina. Los derrumbes se produjeron a causa de las fuertes lluvias en la zona.

Los testigos consultados por los medios locales sostienen que las aguas inundaron ocho galerías, y se extendieron por el resto del yacimiento.
"Estamos trabajando con la información de las galerías afectadas para saber cuántas personas han muerto o resultado heridas", agregó Shekifu.

Los equipos de rescate tienen grandes inconvenientes en llegar hasta donde se presume que están los mineros, a causa de las inundaciones y la falta de equipos.
Familiares de las víctimas se han quejado ante las autoridades y han exigido el drenaje de las galerías.

Es improbable, sin embargo, que pueda encontrarse a alguien con vida, según dijo telefónicamente a Efe un testigo de las operaciones de rescate en el lugar del accidente, 40 kilómetros al sudoeste de Arusha, un lugar rico en yacimientos de tanzanita.
Se cree que las víctimas están atrapadas a cerca de mil metros bajo tierra.