Compartir

El portavoz del Partido Nacionalista Vasco, Josu Erkoreka, condicionó hoy su apoyo a la designación del diputado electo por Toledo José Bono como presidente del Congreso a que su partido saque un resultado "mínimamente satisfactorio" de las negociaciones con los socialistas para la composición de las mesas del Congreso y el Senado.

"No pedimos la presidencia, queremos secretarías porque somos conscientes de que, por la dimensión que tenemos, sería un poco excesivo", admitió Erkorera, quien avanzó que las negociaciones con el PSOE continuarán durante los próximos días.

Asimismo, el portavoz del PNV señaló que su formación quiere un sillón en las mesas de Congreso y Senado para responder "a la necesidad de diversidad del país".

Espera a la evolución del puzzle 

Erkorera consideró que el PSOE ha acogido su respuesta "favorablemente", pero "con dificultades", por lo que será necesario ver "cómo evoluciona el puzzle", al que calificó de "delicado", durante los próximos días.

"En la conformación de este puzzle existe la necesidad de que los grupos ponderen cuidadosamente los intereses y los riegos, a lo que aspiran y lo que pueden perder si insisten demasiado", consideró. 

Por esta razón, el portavoz peneuvista señaló que "a lo largo de la semana" continuarán las conversaciones con los socialistas para que "vaya aclarándose el puzzle" y "concretar" las respuestas que el PSOE pueda dar a sus pretensiones en Congreso y Senado.

"Cabestro en el redil" 

Erkoreka indicó que aún no ha hablado con los socialistas sobre la investidura de José Luis Rodríguez Zapatero como presidente, porque el PSOE ha querido "separar conscientemente" esta prmiera fase de la composición de los órganos de la Cámara de la segunda, donde entrarán en cuestiones de fondo.

En esta línea, el peneuvista admitió que no han hablado sobre José Bono, al que su partido no considera el candidato idóneo para presidir el Congreso. Aún así, Erkorera aseguró que no va a poner objeción al nombramiento del diputado por Toledo si las pretensiones del PNV "se ven satisfechas"

Erkorera admitió que prefiere a un Bono "acotado" en la presidencia de la Cámara que ejerciendo poder desde el Ejecutivo. "Es bueno que los cabrestros estén bien acotados en su redil porque pueden hacer mucho daño a su dueño".