Compartir

Mariano Rajoy  ha retrasado la convocatoria de la Junta Directiva Nacional que debe aprobar la propuesta de portavoces parlamentarios hasta el 31 de marzo, un día antes de la sesión constitutiva de las Cortes Generales de la IX Legislatura.

En esa misma reunión de la Junta Directiva Nacional, máximo órgano del PP entre congresos, también se convocará el decimosexto Congreso Nacional para el próximo mes de junio, en el que se elegirá un nuevo equipo de dirección.

En un principio, se esperaba que la Junta Directiva se celebrase este mismo miércoles, tras las vacaciones de Semana Santa, pero desde el partido se alega que una cita de estas características debe convocarse con gran antelación porque este órgano aglutina a un total de 480 personas.

La decisión más inmediata en este momento pasa por el nombramiento de los portavoces parlamentarios, dado que el día 1 de abril se constituyen las nuevas Cortes. Sin embargo, Rajoy ha optado por aplazar la reunión de la Junta Directiva justo un día antes de esa sesión constitutiva, por lo que dispone de una semana completa para decidir quien sustituirá a Eduardo Zaplana al frente de la Portavocía del Grupo Popular.

Quinielas 

En las quinielas figuran, entre otros, el ex portavoz en el Senado Esteban González Pons, el 'número dos' del PP por Madrid, Manuel Pizarro, la secretaria de Política Autonómica, Soraya Sáenz de Santamaría, el ex ministro Juan Costa o el ex secretario de Estado Ignacio Astarloa.

En la misma reunión de la Junta Directiva, también se desvelarán los nombres de los representantes del Partido Popular en los órganos de gobierno de las Cámaras. Así, en la Mesa de Congreso aspira a mantener los mismos cuatro puestos –dos Vicepresidencias y dos Secretarías– y en la Mesa de la Cámara Alta espera tener tres representantes como en la pasada legislatura.

Zaplana aconseja "renovación"

El diputado del PP Eduardo Zaplana, quien actuó como portavoz parlamentario en la anterior legislatura, considera que su partido, en esta nueva etapa que se abre tras las elecciones de 9 de marzo, debe combinar "renovación y estabilidad" y avisa de que "las catarsis en política no son buenas".

Zaplana, quien realizó estas declaraciones en la Cámara Baja, donde acudió a acreditarse como diputado para la IX Legislatura, insistió en que desconoce quién le sucederá en este cargo y que esa decisión debe tomarla el líder del PP, Mariano Rajoy.

Además, recordó que Rajoy "no sólo tiene que proponer un nombre para ser portavoz, sino que tiene que hacer un puzzle de personas para ubicar en distintas responsabilidades todas ellas muy importantes", habida cuenta de que el PP celebrará su congreso nacional el próximo mes de junio.