Compartir

Según una portavoz de Emergencias Madrid, la víctima presentaba una herida mortal en la espalda causada por un arma blanca.

Los efectivos del Samur certificaron su muerte a la llegada al lugar de los hechos, el número 322 de la avenida Daroca, en el distrito madrileño de Vicálvaro.

El hombre, que llevaba herido al menos media hora, había perdido mucha sangre, según fuentes de Emergencias Madrid.  Cuando se proceda al levantamiento del cadáver, será trasladado al Instituto Anatómico Forense para practicarle la autopsia.

La madre, de 76 años, está recibiendo atención psicológica por parte de especialistas del Samur.

Una familia muy normal 

Según los vecinos, la familia era muy normal. La víctima cuidaba de sus padres, ancianos, desde que volvió al hogar familiar tras separarse de la que había sido -durante poco tiempo, aseguran los vecinos-, su mujer.

Una testigo aseguró que, tras haber escuchado una fuerte discusión, preguntó a Martín qué había pasado y él respondió que había matado a su hijo "porque quería matar a su madre".

"Están forrados" 

La familia tiene varias propiedades en el barrio, una zona tranquila y residencial de Madrid. Un vecino que dice conocerlos desde hace 40 años asegura que están "forrados", pero que viven "humildemente".

Entre su patrimonio figura un bar, ahora cerrado, una guardería, un garaje y varios terrenos, al parecer, tienen todo alquilado y viven de las rentas, relatan los vecinos.


L
a madre había vuelto recientemente del hospital, donde había estado ingresada un mes y medio, y el padre, que hace años sufrió una embolia, se movía con dificultad y caminaba, según los vecinos, ayudándose de una garrota.