Compartir

El movimiento nacionalista palestino Al Fatah y el grupo islamista Hamás reanudarán sus conversaciones el próximo cinco de abril, después de más de nueve meses de enfrentamiento, informaron fuentes oficiales en la franja.
"Los líderes de Hamás y de Al Fatah han acordado en Yemen que reanudarán su diálogo el próximo cinco de abril en los territorios palestinos" dijo hoy Ayman Taha, portavoz de Hamas, quien puntualizó que el diálogo "se centrará en la iniciativa yemení para la reconciliación".

Las conversaciones entre los dos movimientos palestinos se interrumpieron el pasado mes de junio tras la toma de poder en Gaza por parte de Hamás, que expulsó a las fuerzas de seguridad leales al presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás, que mantiene el control sobre los territorios palestinos en Cisjordania.
"Habrá más encuentros en los próximos días entre Hamás y las autoridades yemeníes y entre Hamás y Al Fatah para discutir las cláusulas de la iniciativa yemení", anunció Taha.

Gracias a Yemen 

El portavoz agregó que "apreciamos enormemente al presidente de Yemen, Ali Abdulah Saleh, y sus esfuerzos para superar las diferencias y acabar con la división entre los palestinos. Pondremos todo de nuestra parte para hacer que estos esfuerzos tengan éxito".

El pasado miércoles una delegación de Hamás y otra de la Organización para la Liberación Palestina (OLP) se trasladaron a Yemen para tratar por separado con las autoridades de ese país sobre la iniciativa para la reconciliación de los dos movimientos rivales.
Según un documento firmado por ambas partes y hecho público hoy, los dos grupos políticos palestinos han acordado "volver a las situaciones existentes antes de los acontecimientos de Gaza".

La llamada "Declaración de Saná" fue firmada por Musa Abu Marzuq por parte de Hamás y por Azzam al Ahmad por Fatah.
Tras la firma del documento Marzuq subrayó que las dos partes "queremos ante todo preservar la unidad del pueblo palestino".

Siete puntos para alcanzar el consenso 

El pasado mes de enero el presidente yemení presentó la iniciativa, que contiene siete puntos, entre los que se incluye también la celebración de unas elecciones anticipadas y el reinicio de las negociaciones entre las dos facciones sobre la base de los acuerdos de El Cairo de 2005 y de la Meca de 2007.

También contempla la reconstrucción del aparato de seguridad palestino sobre una base nacional, sin interferencias de las facciones y bajo el mando de las autoridades superiores y del gobierno de unidad nacional.