Compartir

El suceso tuvo lugar ayer, sobre las 18:00 horas, en las proximidades de la salida a la E-90, Autovía del Suroeste, cuando el parapente quedó colgado en un tendido eléctrico de alta tensión a una altura de unos ocho metros.

Al lugar del accidente se desplazaron efectivos sanitarios y de la Guardia Civil, así como de los bomberos y un equipo de intervención en emergencias de Iberdrola, quienes procedieron al rescate del afectado.

El herido fue llevado en ambulancia al Centro de Salud de la localidad cacereña de Miajadas, desde donde fue trasladado al Hospital San Pedro de Alcántara de Cáceres, donde quedó ingresado con quemaduras, de segundo grado la mayoría y superficiales, en el 20 al 25 por ciento de su cuerpo.