Compartir

El barril de la OPEP ha encadenado su tercer récord histórico
consecutivo al venderse el martes a una media de 100,57 dólares, según ha informado el secretariado de la organización petrolera.

El
valor de la "cesta" de la OPEP, una mezcla de 13 calidades de crudo (uno por cada
país miembro de la organización), superó así, por primera vez en su
historia, la barrera de los 100 dólares.

Los observadores del sector
aseguran que la escalada de los precios del 'oro negro' en las últimas
semanas está impulsada por una gran actividad especulativa en los
mercados de futuros de Londres y Nueva York, fomentada por la debilidad
del dólar.

Abastecimiento

También existe el temor a posibles problemas de
abastecimiento, en medio de un ambiente en el que se percibe la oferta
como muy ajustada frente a la creciente hambre energética de las
economías emergentes como China, la India y los países de Oriente Medio.

A ello ha contribuido también la reciente decisión de la OPEP de no
aumentar su oferta conjunta de crudo, a pesar de las insistentes
peticiones de las grandes naciones consumidoras, y especialmente de
EEUU.

No obstante, la asesora especializada JBC destacó hoy que los
"petroprecios" podrían bajar en los próximos días a raíz de la decisión
de la Reserva Federal de EEUU y otros bancos centrales de inyectar
200.000 millones de dólares en los mercados financieros para apuntalar
el valor del billete verde.

Récord 

Al superar la barrera psicológica de los 100 dólares,
la canasta de la OPEP sigue la senda del barril del crudo de Texas
(WTI), de referencia en EEUU, y del Brent, referente para Europa, que
terminaron ayer la sesión en los mercados de futuros de Nueva York y
Londres a 108,75 y 105,25 dólares, respectivamente.

Durante la
jornada del martes, el precio del WTI batió un nuevo récord al venderse
puntualmente a 109,72 dólares/barril, mientras que el del Brent alcanzó
la cota máxima de 105,48 dólares.

Hace un año, el 12 de marzo de
2007, el crudo de la OPEP se vendió a 57,37 dólares, por lo que el
encarecimiento desde entonces ha sido muy elevado.