Compartir

El 52 por ciento de la energía eléctrica consumida en Galicia procede ya de fuentes renovables y el objetivo es alcanzar el 95 por ciento en el año 2012 o adelantar ese plazo si es posible, según destacó hoy Fernando Blanco, conselleiro de Innovación e Industria.

Blanco subrayó que la energía eólica "es sólo una de las patas" de las renovables, pues se podrán obtener recurso limpios procedentes de "la solar, la biomasa, algo de la mareomotriz y también con la producción de hidrógeno con los excedentes de lo que no se aproveche de la fuerza del viento, que contribuirá a dar estabilidad al sistema".

En opinión del titular de Industria, "el mix energético de Galicia es de los más variados del mundo", pues "se están trabajando todos los palos", ya que precisó que "no se sabe" cuál tendrá en el futuro un mejor desarrollo tecnológico. Blanco reiteró que otro objetivo es que el incremento anual de demanda eléctrica en Galicia pase del 3 al 2 por ciento.

El conselleiro realizó estas apreciaciones tras presentar la dotación presupuestaria del programa de ahorro y eficiencia energética y renovables, que este año superará los 27 millones de euros, un 30,8 por ciento más que el pasado ejercicio y seis veces más respecto a 2005.

Con una partida de 22 millones, el programa de ahorro y eficiencia energética pretende ampliar las subvenciones en número de beneficiarios como en ayudas. La cuantía en este concepto varía entre porcentajes del 10 y del 75 por ciento del importe total de la inversión y, igual que el año pasado, se intentará que la tramitación sea lo más ágil posible.

Ahorro de 19 millones

Con este gasto se ahorrará el equivalente a 72.203 toneladas de petróleo, el consumo anual de casi 16.000 familias, lo que evitará un coste de 19,1 millones de euros. Está previstos proyectos de cogeneración, en este caso para auditorías, estudios de viabilidad e iniciativas no industriales en empresas del sector servicios.

Por primera vez este año se fomentará el ahorro y la eficiencia energética en el sector pesquero, con subvenciones para elaborar auditorías energéticas para buques de pesca, que pueden alcanzar el 70 por ciento del total de la inversión. Por su parte, los ayuntamientos podrán conseguir apoyos de hasta el 40 por ciento para proyectos de renovación del alumbrado público y para nuevas instalaciones que sigan criterios de eficiencia energética.

Las líneas de ahorro y eficiencia también incluyen un año más el Plan Renove de Electrodomésticos y el Plan de Vehículos Eficientes, que contarán con un presupuesto de 4,5 millones de euros en el caso del primero (un 10 por ciento más) y de 400.000 en el segundo (el doble respecto a 2007).

   En cuanto al fomento de la energías renovables, dispondrá de 5,35 millones de euros en ayudas. Los mayores importes serán para la implantación de la solar térmica (2,2 millones) y la biomasa (casi 2,5).