Compartir

Vamos a comenzar con un ejemplo: César Bona, maestro español y uno de los 50 candidatos -fue nuestro único compatriota- elegidos en 2014 para al Global Teacher Prize, el Nobel de los profesores que entrega la Fundación Varkey Gems con una dotación de un millón de dólares, aseguró en vísperas de acudir a la gala de premiados que los padres de sus alumnos, al principio, le miraban como si fuera un bicho raro. “¿Qué pasa con la Gramática?”, le preguntaban. “No os preocupéis, que la vamos a dar”, les respondía el docente seguro de sus métodos innovadores. Pero, ¿qué técnicas pedagógicas eran tan rupturistas? Mesas colocadas en grupos de cinco a modo de isletas en el aula y sin estar orientadas a la pizarra, 'tormentas de ideas' para comenzar el día o deberes que consistían en 'investigar el nombre de Copérnico'. Nada revolucionario o muy transgresor, pero que muestra a las claras la extrañeza que puede causar un docente demasiado 'inquieto'.

                               

Pues bien, TVE prepara en la actualidad el despegue de un nuevo programa de entretenimiento “para reconocer el talento de los docentes”. Al menos oficialmente. En concreto buscan, tal y como cuentan desde su departamento de prensa, a los maestros más innovadores de nuestro país para reconocer, a la vez, “el talento de los docentes y su contribución a la transformación del mundo educativo”. El proyecto, impulsado junto a DLO Producciones -'Alastriste', 'Familia', 'Mario Conde, los días de gloria'- y la Fundación Telefónica, ya tiene título : 'Poder canijo'.

Estamos hablando, claramente, de un nuevo formato de 'talent show', que en la tele patria sirve para casi todo: para que imitadores de todo pelaje visiten nuestro salón, regodearnos con los manjares que preparan un grupo de cocineros aficionados con las sabía guía de afamados chefs o también, para solazarnos con los gorgoritos de cantantes desconocidos en busca de un sueño. Pero esta vez, aplicado a la enseñanza. ¿Cómo es de bueno el 'profe' de nuestros hijos? Pues eso…

Así las cosas, en el nuevo programa participarán 40 profesores en activo, de Primaria o Secundaria, tras superar el 'casting' abierto por TVE y Fundación Telefónica que ya está en marcha.

¿Qué perfiles buscan? Aparte de sus datos de contacto, en la solicitud de la prueba los candidatos deben explicar la innovación que trabajan habitualmente en sus aulas: su manera original de explicar Matemáticas, Física o Música, el proyecto con el que consiguen que sus alumnos conozcan mejor las problemáticas sociales, adquieran afición por la Historia o la Literatura o el uso de las tecnologías para optimizar el aprendizaje de idiomas. Con este espacio televisivo, se quiere “reconocer el talento y el esfuerzo de los miles de docentes españoles que diariamente tratan de convertir la experiencia educativa de los alumnos en una aventura de aprendizaje apasionante”, según anuncian sus creadores.

El nuevo formato promete ser un espacio dedicado a los profesores más vocacionales, aquellos que ven sus aulas como “una experiencia lúdica, una ventana al mundo, un puente con la historia, una fábrica de mentes inquietas, un laboratorio de experimentación, una cantera de científicos“. Son precisamente los profesores que adaptan las metodologías más innovadoras para lograr el máximo de aprendizaje en sus alumnos, los llamados participar y ser protagonistas de 'Poder Canijo'.

Eso es, hasta el momento todo lo que se sabe del nuevo espacio que no tiene asignado, por otra parte fecha concreta de emisión, pero que ya ha abierto el periodo de selección de candidatos para el casting correspondiente en http://www.fundaciontelefonica.com/educacion_innovacion/programa-tve

Hasta aquí el relato de los objetivos del nuevo espacio televisivo. Las dudas de los expertos surgen por la manera en que llegará el programa, finalmente, a nuestros salones. Y es que no son pocas las dudas que Qué.es ya ha podido detectar entre algunos expertos en educación y pedagogía. Mucho más, cuando se trata de enfocar un asunto muy controvertido en nuestro país desde el prisma de la 'innovación', un término demasiado ambiguo y difuso. 

La pregunta es clara: ¿Se puede tratar este asunto como puro show de televisión, como concurso donde dar rienda suelta a la originalidad de cada profesor? ¿No será una especie de 'Operación Triunfo' para maestros? Para Rafael Sáez Alonso, profesor del departamento de Teoría de la Educación del Centro de Formación del Profesorado de la Facultad de Educación de la Universidad Complutense, el peligro está en que “únicamente el espectáculo se convierta en protagonista”. O sea, que de nuevo, lo racional dé paso paso a lo emocional sin que lo primero pueda hacer de contrapunto, “en un país en que todos nos aburrimos muchísimo y en el que todo se banaliza”, asegura Sáez.

                                   

Evelyn Hurtado, directora de la empresa Servicios Educativos EVI, un gabinete psicopedagógico con consulta en Madrid, no pone tantos reparos: “Toda idea que vaya encaminada a mejorar la calidad del profesorado nos parece fenomenal, mucho más, si puede suponer un estímulo para los maestros, sobre cuya preparación no se trabaja demasiado”.

Para Rafael Sáez, “en la actualidad cuando se habla de formación de profesorado e innovación todo el mundo piensa en las TIC, en las nuevas tecnologías de información aplicadas a los idiomas, en internet y otras herramientas digitales, pero yo digo que las miradas del profesor al alumnos y de éste último al docente son importantes. Y saber crear un clima determinado y una complicidad. Creo sinceramente que no hay nada más innovador que un maestro que consigue, en un aula con 32 mozalbetes de 16 años, que todo el mundo esté callado y con los ojos iluminados durante 55 minutos de clase”. Para este experto, “la educación es más compleja y más rica de lo que puede parecer. Y eso está muy alejado de un espectáculo televisivo al uso”.

Evelyn Hurtado no opina igual. En su opinión, el problema es que en el profesorado español “hay muchas resistencias al cambio y a que nos saquen -ella fue durante años profesora de Matemáticas y Física y Química- de nuestra zona de confort. Son muchos los profesores que siguen las guías metodológicas de las editoriales de los libros españoles sin intentar dar un paso más. Además, la estabilidad laboral y la crisis económica es un freno para ello”.

La Educación en España siempre ha generado controversia. Sería excepcional que el nuevo programa no acierte a crear la tensión 'catódica' que requiere el televidente. El tiempo dará y quitará razones. Una cosa tendrá a favor: A padres y alumnos nos encanta hablar de los 'profes'.