Compartir

'El Hormiguero' regresaba a las pantallas de Antena 3 este lunes con Alejandro Sanz como invitado especial. El cantante madrileño, sin embargo, no fue el principal protagonista del programa de Pablo Motos.

En las redes sociales, la que captó todos los focos de atención fue Pilar Rubio. Con su embarazo muy avanzado, la presentadora no dudó ni un solo segundo en mostrar orgullosa su barriguita en la que aparecía tatuada la imagen del pequeño Sergio Ramos Jr.

Sin embargo, al tocar ese tema causó un gran enfado entre un amplio número de tuiteros y de tuiteras.

¿Por qué? Porque recomendaba a todas las madres que no se hagan tatuajes en la zona lumbar “porque no se puede”. Además, como guinda al pastel, Pilar Rubio aseguraba con total rotundidad- como si se tratara de una entendida de la materia- que “si no hay epidural, no hay paraíso, chicas”.

Los tuits en contra de las palabras de la expresentadora de 'Se lo que Hicisteis' empezaron a aumentar por segundos y en sólo unos minutos se convirtió en trending topic. ¿Qué no hubo polémica? Para muestra, un botón.