Compartir

La periodista sufrió una recaída de su enfermedad, que la retiró de las pantallas