Compartir

Si alguien pensaba que Nintendo Switch era una consola para niños, se ha demostrado claramente que no es así, que también hay juegos para adultos como el recientemente comentado Saints Row o el que tenemos ahora entre manos Shakedown Hawaii. Un juego desarrollado por Vblank que viene a ser un sucedáneo de alto nivel de Grand Theft Auto 1 y 2 en 16 bits con muchos detalles, mucha diversión y sobre todo, no apto para menores de edad.

Partimos de que Shakedown Hawaii es la segunda parte de Retro City Rampage, un intento de Vblank de llevar Grand Theft Auto III a los 8 bits. Esta secuela está realizada en 16 bits y nos pone ante un trío protagonista con bastante carácter situado cronológicamente en finales de los 80 y principios de los años 90.

El primer personaje que nos vamos a encontrar es un empresario dinosaurio, anclado en el pasado con sus negocios y que ve cómo la línea del saldo de su empresa va hacia abajo. Tendrá que ir renovando e invirtiendo en nuevas líneas de negocio para salvar su patrimonio, ya sea de forma legal o ilegal. Así pues se nos dará la oportunidad de invertir en Realidad Virtual con salones recreativos dedicados a eso, bebidas energéticas dedicadas a los jugones y otros negocios que harán referencia a lo que tenemos actualmente en el mundo del videojuego y que son guiños humorísticos. A todo esto, la gracia está en que un magnate bastante mafioso tendrá que ir comprendiendo cómo va siendo el cambio generacional.

El segundo personaje a nuestra disposición es su hijo. Un “Nini” rico de estética punki que vivirá de las rentas de papi. Ya en su primera misión, y solo vamos a contar esto para que nos hagamos una idea de cómo va el juego, pedirá dinero a su papá para adquirir unas deportivas último modelo. Según van los negocios del papi, las rentas para este punkarra se han acabado así que se nos ordenará atracar y robar a la gente que ande por la calle para conseguir el dinero y comprarlas (al menos el chico no atraca directamente la tienda). Este personaje quiere triunfar en la música y ganarse el respeto de todos aunque sea a base de violencia.

El tercer personaje será un contacto del padre mafioso cuya función es la de ser caza narcotraficantes y se dedica a destruir las granjas de estos.

Shakedown Hawaii es un juego de mundo abierto y perspectiva isométrica en la que podremos hacer lo que nos plazca. Desde personalizar a los protagonistas con ropa, pelo y complementos hasta ir adquiriendo edificios según vayamos ganando dinero, robar coches, meternos en refriegas con la policía y acabar a tiro limpio o hacer misiones extra muy alocadas. Estas misiones extra o desafíos son variadas y nos llevan desde hacer el máximo daño para aumentar el gasto hasta utilizar armas especiales.

Las misiones de Shakedown Hawaii son bastante directas y el juego no perderá el tiempo con largas cinemáticas y charlas aburridas. Se nos dará el objetivo, marcado en el minimapa y tendremos que acudir a donde se nos ha citado, sin tiempo límite es decir, podremos pasear y disfrutar o causar el caos según nos plazca antes de llegar a la misión para realizarla. El objetivo final del juego es el de recoger una empresa casi en bancarrota y ponerla al frente de una ciudad comprando edificios, invirtiendo en negocios, recogiendo las rentas de las tiendas a las que extorsionamos al más puro estilo de la Mafia Italiana…

Podremos conducir varios tipos de vehículos para desplazarnos por la ciudad como son los coches y motos, con gran cantidad de ellos, cada uno con sus características, unos más rápidos, otros más fiables. También podremos conducir lanchas, que tienen gran velocidad pero apenas tendremos ocasiones de pilotarlas en misiones y si no queremos conducir por la ciudad, tendremos el metro a nuestra disposición, que se desbloquea avanzando en el juego, y que nos transportará instantáneamente de un lugar a otro. Por supuesto también el juego nos pone multitud de armas, desde pistolas, metralletas, lanzallamas… Y también armas de golpeo como bates o nuestros propios puños.

El sistema de búsqueda policial es similar al del GTA pero en vez de estrellas, aquí tendremos una barra de colores en pantalla que nos dirá nuestro nivel de caos y qué tipo de patrullas irán a por nosotros.

A nivel gráfico Shakedown Hawaii es un juego realizado en 16 bits con píxeles como los juegos retro de Super Nintendo o Mega Drive. Aún a pesar de tener una estética retro, el juego tiene multitud de detalles que se observarán perfectamente. Las escenas entre misiones están realizadas con más mimo y con mejores gráficos, aunque son estáticas y solo pasará el diálogo entre personajes.

La parte sonora también está inspirada en los sonidos de las consolas de hace 20 años pero sus melodías son movidas y ambientan perfectamente el juego. Decir que Shakedown Hawaii está en inglés pero se espera para un futuro no muy lejano la traducción a la lengua de Cervantes. De todas formas las misiones, aun sin saber inglés, se entienden perfectamente lo que hay que hacer. Matar, destruir, comprar, administrar…

Más de 100 misiones, horas y horas de diversión, un imperio por levantar, todo ello en un inmenso mapa que recrea una gran ciudad en Hawaii en los años 90. Un título muy digno que viene a rememorar lo que era GTA al comienzo y que nos deja un muy buen sabor de boca. Juego ideal para los amantes de la saga de Rockstar y para aquellos fanáticos de lo retro. Sin duda que este Shakedown Hawaii no es para menores y por eso mismo hay que aprovechar los pocos juegos que no son familiares que aparecen para Switch para todos aquellos que también quieren de vez en cuando armar el caos por la ciudad. Sin duda lo recomendamos completamente porque no defrauda.