lunes, 10 agosto 2020 2:08

Análisis PC Portátil Gaming MSI GF63 Thin 9SC – Ligero, potente, barato y con la tecnología NVIDIA más actual

A veces no contamos con espacio suficiente en casa como para comprarnos un armatoste para jugar a nuestros juegos de PC pero MSI se ha sacado de la manga este GF63 y ya su nombre lo dice, Thin, delgado. Con algo más de 1 kilogramo de peso, este pequeño monstruo nos va a permitir tener un potente ordenador ideal para jugar a todos los juegos actuales, porque los mueve perfectamente, y a un precio bastante ajustado e impensable para cualquier portátil Gaming, menos de 1000 euros.

Nos gusta bastante su diseño, delgadito, oscuro pero con teclas de membrana de recorrido corto retroiluminadas en color rojo cuando lo encendemos. La tapa es de aluminio de color negro y con un sencillo logo de MSI. Sin demasiadas florituras, ya que la bestia la tiene dentro. En cuanto a la parte externa, vemos que cuenta con tres puertos USB 3.0, dos a la derecha para colocar ratón y cualquier otro dispositivo y uno a la izquierda. También dispone de una entrada USB 3.0 tipo C en la parte derecha así como la entrada del RJ-45 para poder conectarnos por cable a internet. Destacar que en la parte trasera tiene la entrada HDMI por si queremos que la imagen se vea por un monitor. En cuanto a sus dispositivos inalámbricos dispone de Wifi 802.11ac y de conectividad por Bluetooth 5.0, suficiente tanto para jugar sin cables a través de una buena conexión a la red así como para conectar nuestros mandos para todo tipo de juegos. Ya al abrirlo vemos el teclado dispuesto de manera cómoda para usar las teclas ya que son de buen tamaño y un panel táctil que usaremos como ratón en caso de no contar con uno externo.

Al encenderlo, nos damos cuenta de que el ordenador es muy silencioso y su refrigeración trabaja sin apenas escucharla incluso haciéndole dar todo de si al procesador y a la gráfica. Este monstruo cuenta con un microprocesador Intel Core i7 de 9º generación de 6 núcleo de 2,6 Ghz hasta 4,5GHz de velocidad. Con una memoria RAM de 16gbs DDR4 que le da gran velocidad de ejecución.

Pero la joya de la corona de este MSI GF63 Thin es su tarjeta gráfica. NVIDIA le ha dotado con una GeForce GTX 1650 MAX Q de 4GB GDDR 5, una tarjeta de gran potencia basada en la tecnología Turing con un alto rendimiento y un bajo consumo. Suficiente para, como decimos, poder jugar a los Call of Duty: Modern Warfare con un rendimiento más que aceptable o mover a 60fps el Red Dead Redemption 2 sin ningún problema.

A la hora de jugar es ideal que utilicemos un ratón externo ya que la sección táctil es algo incómoda y para largas sesiones de juego quizás no va a ser lo mejor. La velocidad de respuesta es lo mejor, gracias a su potente memoria RAM y a su disco duro SSD de 512 GBS que quizás se queda algo corto en cuanto a lo que un PC Gaming requiere pero que nos ha permitido jugar a juegos que tiran más de RAM y procesador que de gráfica, como Football Manager 2020 en muchísimas ligas a la vez sin apenas esfuerzo.

Ya decimos que este MSI es un portátil ideado para ser utilizado como terminal de juego por su gran potencia, pero, por supuesto que no solo se queda ahí. Si eres diseñador, editor de vídeo o fotógrafo o haces tus pinitos en esos campos, su gran potencia te va a permitir utilizar este PC para diseñar, editar vídeos, editar fotografías y mover todos esos programas que requieren gran cantidad de recursos sin apenas esfuerzo. Y es que una de las grandes ventajas de que sea tan finito y tenga tanta potencia es que es completamente transportable sin apenas pesarnos en nuestra mochila.

Finalmente tenemos que hacer referencia a su pantalla de 15 pulgadas con una resolución de 1920x 1080, suficiente para poder jugar y correr juegos potentes a una media de 45fps, aunque con los juegos competitivos de eSports se alcanzan sin problema los 60fps. La duración de su batería es muy considerable llegándonos a dar sesiones de más de 3 horas de juego ininterrumpidas sin tener el ordenador conectado a la fuente de alimentación, cuyo cable se conecta, también es de agradecer, por el lado izquierdo, siendo más cómodo en este sentido.

Quizás menos de 1000 euros no es barato para muchas personas, pero para los que saben lo que vale un ordenador portátil destinado a Gaming, va a ser una ganga sabiendo que este MSI GF63 lleva un monstruo dentro de sí. Primero su procesador Intel Core i7, segundo su memoria RAM de 16gbs y por último su Nvidia GeForce GTX 1650 de 4GBS que completan una trinidad capaz de mover cualquiera de los últimos juegos que han salido, que está preparado para mover los siguientes que vengan sin ningún esfuerzo y además por su peso y ligereza nos va a permitir transportarlo y jugar en cualquier sitio. Si queréis un PC Gaming portátil con garantías y barato, MSI GF63 Thin 9SC es vuestra mejor opción.

Agradecemos a Nvidia y a Ziran la cesión de este PC para realizar este análisis.

Artículos similares