Quantcast

Análisis Dungeons 3: Complete Collection – La edición completa del sucesor de Dungeon Keeper

Normalmente se reconoce a BullFrog, un estudio ya desaparecido, por Theme Hospital y Theme Park, pero no podemos olvidarnos de uno de sus grandes éxitos, quizás más olvidados, Dungeon Keeper. Ese espíritu lo recogió Kalypso como inspiración para realizar su saga Dungeons. Aunque han pasado casi 3 años desde el lanzamiento de la tercera parte, Koch Media reúne en una edición todos los contenidos que han ido saliendo para este Dungeons 3. Una maravillosa oportunidad para poder disfrutar de un gran juego de estrategia y humor con todos sus contenidos descargables juntos.

En Dungeons 3 continuamos la historia del Mal Absoluto, el protagonista de la saga. Este Mal Absoluto está aburrido tras haber conquistado el continente en la anterior entrega y tener a merced suya a todos sus esbirros. Así que descubre una isla al otro lado del mar así que se empeña en ir a conquistarla. En esa Isla vive Thalya, una elfa oscura hija del gobernante y con una personalidad bastante bipolar entre el bien y el mal. El Mal Absoluto envía una sombra a poseerla para ser quien gobierne aquel territorio bajo nuestras directrices. Nuestros enemigos serán el padre de Thalya y algunos aliados como el enano Grimbli o una hechicera muy altanera llamada Yaina.

Decíamos que Dungeons es el heredero espiritual de Dungeon Keeper debido a su primera vertiente de juego y es que está dividido en dos partes bien diferenciadas, la estrategia de un juego de gestión de mazmorras y la acción de un juego de defensa. En la primera parte deberemos montar una mazmorra como en los buenos juegos de rol. Aquí somos el Mal, el señor de la mazmorra y en torno al cristal rojo que debemos proteger deberemos crear una serie de salas con nuestros obreros a golpe de pico, recoger oro, colocar en el suelo para qué va a ser la sala, etcétera.

Tenemos que crear un ejército de criaturas tenebrosas pero debemos tenerlos contentos y para eso ellos requerirán ciertos beneficios como cerveza, comida, oro. Tenemos que ir gestionando las salas y a los distintos tipos de criaturas, porque hay varios, para tenerlos contentos. A los obreros podemos darles azotes para que trabajen más rápido, decirles que piquen oro o directamente dejarlos que hagan lo que ellos quieran. Todo lo que pase bajo tierra en nuestra mazmorra es lo que tenemos que ir gestionando.

Aquí no criaremos criaturas, deberemos ir pagándolas con el dinero que vayamos generando, de esta manera compraremos nuestro ejército para salir a la superficie y conquistar todo lo que nos rodea para conseguir más recursos todavía. Este combate es algo confuso debido a que tenemos que agarrar con la mano a las criaturas y dejarlas en la puerta de salida y ellas saldrán a la superficie y cambiaremos de plano para ir dirigiéndolas a donde queramos e ir arrasando con todo lo que nos encontremos fuera.

La otra vertiente es la defensa de nuestra mazmorra. Si normalmente en los juegos de aventuras, rol, rpgs, etcétera, nosotros somos los héroes y somos los que debemos entrar a mazmorras a destruir a su guardián. Aquí tomamos el papel contrario, somos el guardián y debemos proteger nuestra fortaleza a toda costa del ataque de héroes impertinentes e inoportunos. Para ello tendremos un ejército de criaturas que defenderán los muros y una gran cantidad de trampas que atraparán a estos bienhechores y les irán quitando vida hasta destruirlos. Deberemos ir aguantando hordas hasta que dejen de venir. Su objetivo es la anteriormente nombrada roca roja del centro de la fortaleza, nuestra misión, que no la destruyan, porque acabarían con nuestro dominio.

La campaña principal del juego se desarrolla a lo largo de una serie de niveles que, para los más rápidos se acabarán en unas 15 horas. Pero lo divertido de esta Complete Collection es que se añaden los 7 DLCs que han ido apareciendo para Dungeons 3. Desde Once Upon a Time donde deberemos conquistar al hada madrina de un mundo de cuento, pasando por el caribe, Lords of the Kings y así hasta siete campañas, de más o menos duración que nos llevan a otros lugares nuevos, nos presentan nuevas criaturas y algunas innovaciones jugables que os harán pasar grandes horas delante de la pantalla.

Si la campaña y los DLCS se os hacen cortos o queréis directamente pasar a la acción, Dungeons III Complete Collection añade el modo combate con 15 mapas de escaramuzas para luchar directamente contra a máquina en distintas situaciones, desde reubicar nuestra mazmorra hasta aguantar hordas o conquistar territorios. Tanto las misiones de campaña como estos combates se pueden jugar en solitario o en modo cooperativo con algún amigo a través de internet. Realmente el juego gana bastante en cooperativo porque dos jugadores hacen las acciones mucho más rápido y si están coordinados.

También está la opción del modo cooperativo en el que podremos enfrentarnos en un duelo a otro Señor del Mal Absoluto para ver cuál de los 2 es el que se impone ante el otro. Quizás va a ser complicado encontrar una partida online porque es un juego más enfocado a jugador en solitario, pero si queréis, es posible jugar un duelo contra otra persona a través de internet.

Gráficamente el juego tiene una estética cartoon que nos ha gustado mucho. Además como es tomado con mucho desenfado y nada en serio, este estilo artístico caricaturesco le encaja perfectamente. Los modelados cumplen sin destacar, tampoco es un juego en el que esta parte influya demasiado, aunque a veces si que es verdad que echamos en falta algo más de detalle en las criaturas que a veces apenas se distinguen unas de otras. El sonido cumple, la música de la banda sonora nos ha gustado bastante y sobretodo debemos destacar el doblaje, realzando el buen trabajo realizado por el narrador que le da el énfasis necesario para que el humor haga efecto.

Dungeons III Complete Collection es un gran juego de gestión y creación de mazmorras que no se queda ahí y que contiene también la acción táctica y la defensa de nuestro territorio como si de un tower defense se tratara. Todo es tomado con un humor que nos hará reír en más de una ocasión y con un tono desenfadado que caricaturiza los juegos de mazmorras y de rol. Realmente es una buena opción sobretodo porque en esta edición tenemos incluidos todos los mapas, dlcs con campañas y contenido descargable que ha ido publicándose para el juego hasta la fecha. Kalypso es un maestro en estrategia y aquí, junto con Koch Media, nos trae un juego ideal para los que echen de menos juegos del estilo de Dungeon Keeper.

Comentarios de Facebook