Compartir

Con profunda tristeza podemos confirmar que tres trabajadores de Save the Children han sido asesinados hoy en un ataque a nuestra oficina en Jalalabad, Afganistán. El resto del personal ha sido rescatado de forma segura de la oficina. Cuatro de ellos han resultado heridos y están hospitalizados. Estamos haciendo todo lo posible para garantizar que todo nuestro personal obtenga el apoyo que necesita después de este trágico incidente.

“Desde Save the Children pedimos el cese inmediato de la violencia y condenamos enérgicamente este atentado: los trabajadores humanitarios y los civiles nunca pueden ser objetivo de violencia armada”, declara Andrés Conde, director general de Save the Children en España. Estos ataques son inaceptables y no hay que olvidar que tienen un impacto directo en la vida de los niños y niñas a los que ayudamos. Tras el ataque de hoy, todos nuestros programas en Afganistán se han suspendido temporalmente y las oficinas han sido cerradas. Esperamos poder reanudar nuestras operaciones y nuestro trabajo con la infancia lo más rápido posible.

Tan solo en 2017, según datos de Naciones Unidas, un total de 17 cooperantes murieron en el país afgano. Recordamos que el 2 de marzo de 2015 fueron secuestrados cinco trabajadores de Save the Children mientras desarrollaban labores de seguimiento de proyectos en la provincia de Tarinkot, una de las zonas más peligrosas del país por ser un enclave talibán. Un mes y medio después los cinco trabajadores fueron ejecutados a tiros por los secuestradores.

En Save the Children trabajamos en Afganistán desde 1976 con programas de salud, educación, nutrición y protección infantil. Nuestra labor humanitaria en el país llega a casi 1,4 millones de niños.

Sobre Save the Children

Save the Children es la organización independiente líder en la defensa de los derechos de la infancia en todo el mundo. Trabaja en más de 120 países salvando vidas, proporcionando seguridad y protección a los niños y las niñas y defendiendo sus derechos en el marco de la Convención sobre los Derechos del Niño de Naciones Unidas.

En España trabaja desde hace más de 20 años con programas de atención a los niños y niñas más vulnerables, centrados en la infancia en riesgo de pobreza o exclusión social. A través de sus programas en España, proporcionan una atención integral a los niños, niñas y sus familias para que la situación económica o de exclusión social en la que viven los niños no les impida disfrutar plenamente de sus derechos y puedan alcanzar el máximo de sus capacidades.