Compartir

El juez ha tomado esta decisión tras conocerse los resultados de la prueba biológica practicada a los restos mortales del pintor catalán, que permiten excluir, “sin ningún género de dudas, a Salvador Dalí i Domenech como padre biológico de la demandante”.

En su sentencia, contra la que cabe interponer recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de Madrid, el magistrado condena en costas a María Pilar Abel Martínez por la “temeridad” de haber interpuesto la demanda.

Señala que Pilar Abel Martínez recurrió a los tribunales una vez tuvo conocimiento del resultado de la prueba biológica, contundente en sus conclusiones, y no desistió del procedimiento en dicho momento ni pidió en el acto del juicio oral que compareciera el equipo que realizó la prueba si estaba en desacuerdo con sus resultados.