Compartir

Pau Donés se recupera en su casa de la operación de cáncer de colon a la que tuvo que someterse la pasada semana después de que los médicos detectaran un tumor en una revisión rutinaria.
Después de unos días complicados, el cantante de 'Jarabe de Palo'- que ha anunciado la suspensión de la gira por la enfermedad de Donés- ha subido una emotiva carta a la página web del grupo en la que ha agradecido el estupendo trabajo de las profesionales que le han tratado en el hospital Vall d'Hebrón de Barcelona, centro clínico en el que fue intervenido.

En mi vida ha habido tres enfermeras (en el sentido… amoroso me refiero). Mujeres a las que quise y sigo queriendo mucho y que después del paso por el hospital, valoro, respeto y quiero todavía mucho más (…) Sin embargo, después de la operación ya no son 3 las enfermeras que llevo en el corazón. Son muchas más. Ahora también están Olga, Nuria, Ainoa, Mercedes, Loli, Eli, Maite, Mireia, Isa, Gemma y un montón de mujeres como la copa de un pino (…) Siempre amables, dispuestas, super-atentas a todo (en su trabajo no hay lugar para el despiste), preparadas para cualquier contratiempo. Para ellas no existe el cansancio, ni el sueño, ni siquiera el descanso. No paran. Y no es que no paren de “trabajar”. No paran de auxiliar y curar a gente”, escribe, emocionado, Pau Donés.

El cantante ha asegurado que “adora”, “admira” y “valora” el trabajo que hacen porque no hay nada en el mundo que pueda pagar un cariño de los vuestros “cuando estás jodido en la cama de un hospital”. Y sí, también se ha querido acordar de los enfermeros (para que nadie se ponga celoso).