Compartir

Este es el Citroën AMI ONE, probablemente el prototipo más lento que haya presentado un importante fabricante en el Salón del Automóvil de Ginebra y, sin duda, uno de los más pequeños.

Se trata de un biplaza completamente eléctrico que, en teoría, puede ser conducido por jóvenes de 16 años o más. Esto se debe a que se ajusta a las regulaciones de los cuatriciclos: la misma fórmula utilizada por varios fabricantes franceses de pequeña escala, además de Renault con su Twizy.

El AMI ONE, llamado así porque hace referencia al Citroën clásico de antaño, incorpora la palabra “amigo”, y sugiere que será el modelo más pequeño que Citroën hará. Es, en efecto, un concepto de diseño creado en el resumen de un moderno 2CV.El jefe de diseño interior de Citroën, Jean-Arthur Madelaine, ha declarado que, “Cuando se creó el 2CV para la gente, que vivía principalmente en áreas rurales, por lo que era un automóvil para el campo. Ahora, la tendencia para los jóvenes es que no están realmente interesados ​​en los automóviles, pero les gusta la movilidad, especialmente en las ciudades. Esta es la visión prevista para el AMI ONE”.     Mide 2.5 metros de largo, por lo que es casi 20 cm más corto que incluso el pequeño ForTwo de Smart para dos asientos. Se propulsa por un motor eléctrico que acciona las ruedas traseras y utiliza una batería de iones de litio, montada en el piso. Pesa 425 kg y puede alcanzar una velocidad máxima de 45 kmh, lo que significa que los jóvenes de 16 años pueden conducirlo sin necesidad de tener permiso de conducir. Su autonomía es de 100 kilómetros con una sola carga.     El interior del AMI ONE se basa en el creciente uso de los teléfonos inteligentes. No hay pantalla de infoentretenimiento convencional y un pequeño panel de instrumentos. El usuario coloca su teléfono en un área cercana a la pantalla del salpicadero, y se refleja hacia la línea visual del conductor, mediante un panel de plexiglás, que permite la interacción, mediante comandos de voz o con los botones del volante, con varias aplicaciones. El resto de la cabina es pequeña pero funcional. También, tiene poco espacio para el maletero porque, según Citroën, los conductores de la ciudad tienden a dejar sus objetos en el asiento del pasajero en lugar de usar el maletero.

Sin embargo, este concepto se extiende más allá del propio vehículo, ya que la empresa propone el AMI ONE como un vehículo que podría ser de propiedad o de alquiler carsharing por tan solo cinco minutos o varias horas.De momento no hay planes inmediatos para hacer que el AMI ONE esté disponible para su compra o alquiler. Es solo un prototipo por ahora. No obstante, un alto cargo de la compañía ha afirmado que “el vehículo está diseñado para ser relevante dentro del próximo año o dos, no en 2025.