Compartir

El nuevo Audi Q5 es el SUV de la marca de los cuatro aros, que combina la deportividad de una berlina, con un carácter polivalente y un interior altamente flexible. Ya sea en materia de conectividad, eficiencia o sistemas de ayuda a la conducción, el nuevo Audi Q5 se coloca una vez más como referencia en su segmento. Ahora, ofrece una apariencia  muy deportiva, con la escultural parrilla Singleframe , con un sólido marco domina su aerodinámico frontal, y puede disponer bien de faros LED o de la tecnología Matrix LED, con intermitentes dinámicos.  Una distintiva y marcada línea de cintura de forma curvada, proporciona estructura a la vista lateral. Los prominentes pasos de rueda son un rasgo que hace referencia al sistema de tracción permanente quattro. Los grupos ópticos traseros también están disponibles opcionalmente con intermitentes dinámicos, que son de serie en las ediciones design y S line. Comparado con el modelo de la generación anterior, el nuevo Audi Q5 crece en todas sus dimensiones, para alcanzar los 4,66 metros de longitud, 1,89 metros de anchura y 1,66 metros de altura. La distancia entre ejes es de 2,82 metros. El peso en vacío se ha reducido, dependiendo de la versión, hasta en 90 kg. Para la carrocería se utiliza una combinación inteligente de aluminio y aceros de alta resistencia.

El nuevo Audi Q5 tiene una gama de propulsión de cinco potentes y eficientes motores: cuatro TDI y un TFSI. La potencia aumenta hasta en 27 CV, con consumos de combustible significativamente menores. En diesel, el 2.0 TDI en el nuevo Q5, con variantes de potencia de 150 CV, 163 CV y 190CV, resulta altamente eficiente. Los dos motores más potentes, combinan eficiencia con una elevada potencia. En gasolina, el 2.0 TFSI de nuevo desarrollo, rinde 252 CV y consume 6,8 litros de combustible cada 100 km, lo que equivale a unas emisiones de CO2  de 154 g/km. El 3.0 TDI, que también ha sido profundamente optimizado, incrementa su potencia hasta los 286 CV, con un par máximo de 620 Nm.

La transmisión del SUV compacto, ha sido rediseñada desde cero, lo cual también se aplica al cambio manual de seis velocidades, al S tronic de siete marchas y al tiptronic de ocho velocidades, que se ofrece asociado en exclusiva al 3.0 TDI. La transmisión automática incluye una función de marcha por inercia para reducir el consumo de combustible. El conductor puede controlar los cambios de marcha a través de la palanca del selector o utilizando las levas situadas en el volante; en ambos casos, el control se transmite de forma electrónica. La nueva tracción quattro con tecnología ultra, forma parte del equipamiento de serie en las versiones 2.0 TDI de163 CV y 190 CV, así como para el 2.0 TFSI de 252 CV. ). El sistema quattro con tecnología ultra funciona de forma predictiva y desconecta el eje trasero cuando no es necesaria la tracción integral,volviendo a conectarlo de forma proactiva cuando se necesita. El nuevo concepto aumenta la eficiencia sin reducir la tracción ni perjudicar la dinámica de conducción.Tanto en las versiones de tracción delantera como en el caso de las versiones con tracción quattro, el reparto selectivo de par torque vectoring aporta un toque refinado al comportamiento. El software inteligente siempre ofrece una experiencia de conducción dinámica, precisa y confortable. Para el V6 diésel, Audi puede equipar opcionalmente el diferencial deportivo en el eje trasero, otra característica nueva, que distribuye el par entre las ruedas según sea necesario, en aras de una dinámica de conducción superior.

El nuevo SUV de Audi ofrece al conductor y a los pasajeros el interior con mejor confort acústico de su clase. El interior ofrece espacio para cinco ocupantes, y supera a su predecesor y a sus competidores en las dimensiones clave.El nuevo sistema de climatización de alta eficiencia está disponible en dos versiones. El volante multifunción de tres radios es de serie; opcionalmente se ofrecen funciones como el volante calefactado y los asientos pueden incluir función neumática de masaje. El acabado interior ofrece calidad artesanal sin compromisos.Los asientos traseros están divididos en tres partes. Opcionalmente pueden contar con reglaje longitudinal de la banqueta y reglaje en inclinación. Dependiendo de la posición del asiento trasero, el volumen del maletero varía entre los 550 y los 610 litros, lo que supone un incremento de 10 litros respecto al modelo anterior y abatiendo los asientos,  la capacidad de carga aumenta hasta los 1.550 litros.

El nuevo Audi Q5, al igual que el Q7 y el A4, cuenta con el “asistente personal de ruta” con función de autoaprendizaje, y el sistema Audi connect,  permite el roaming en Europa para muchos servicios Audi connect, a través de la tarjeta SIM, instalada de forma permanente en el coche. Ya está disponible en España, desde 49.150 euros, hasta 74.520 euros, según equipamiento y motorización.