Compartir

A partir del 24 de este mes de noviembre, estará disponible en España la cuarta generación del BMW X5, que viene a consumar 20 años de historia, ya que la primera generación se lanzó en 1998. Este nuevo X5, impresiona por su riqueza de innovaciones y representa la personificación más convincente de la concepción del Sports Activity Vehicle (SAV) con su capacidad de aventurarse fuera de la carretera combinada con un talento para el placer de conducción y el dinamismo dentro de ella y, al igual que sus predecesores, se fabrica en la planta de BMW en Spartanburg en Estados Unidos. Los aspectos destacados del conjunto de sistemas de asistencia al conductor, significativamente ampliado, son el Driving Assistant Professional y el asistente de aparcamiento plus con asistente de marcha atrás. Además, el nuevo BMW X5 estrena el BMW Live Cockpit Professional, en el equipamiento de serie, que permite que los sistemas de visualización y control se ajusten con mayor precisión a las necesidades individuales del conductor. La característica más llamativa de la parte delantera es la gran parrilla de riñón BMW envolvente de una sola pieza. El nuevo BMW X5 equipa de serie faros LED, mientras que el sistema de luces láser de BMW con faros LED adaptativos se ofrece como opción para optimizar la función de la luz larga.

Diseño claro y ambiente exclusivo en el interior.

Una vez dentro del nuevo BMW X5, la clara disposición del panel de instrumentos y la consola central irradian sensación de espacio. La posición de asiento elevada, un nuevo diseño del panel de instrumentos y la pantalla de control, y el vanguardista concepto de visualización y control, optimizan la capacidad del conductor para mantener el control sobre el vehículo. Los ocupantes delanteros y traseros disfrutan de amplio espacio en un ambiente exclusivo. Los materiales interiores, cuidadosamente seleccionados, incluyen el nuevo acabado Vernasca para la tapicería estándar de cuero. Otras nuevos elementos diseñados para maximizar el bienestar a bordo del BMW X5 son los asientos multifuncionales, portavasos refrigerados/calefactados, techo panorámico de cristal Sky Lounge, iluminación interior dinámica, sistema de sonido envolvente Bowers & Wilkins Diamond (se espera que esté disponible desde diciembre de 2018), sistema profesional de entretenimiento para el asiento trasero con pantalla táctil de 10,2 pulgadas, que se espera que esté disponible desde diciembre de 2018, y aplicaciones de vidrio para controles seleccionados. El respaldo del asiento trasero se puede plegar en configuración 40:20:40, aumentando la capacidad del maletero de 645 litros a un máximo de 1.860 litros. Se pueden pedir como opción la tercera fila de asientos para dos pasajeros adicionales, que se espera que esté disponible en diciembre de este año.

 

Motorizaciones

El nuevo BMW X5 llega con una gama de tres motores de seis cilindros en línea, con potencias desde 265 hasta 400 CV, y todos acoplados a la caja de cambios automática Steptronic de ocho velocidades, que ofrece una eficiencia y dinámica de cambio optimizadas, y con consumos de combustible de entre 11’6 y 6’0 litros/100km, en ciclo mixto y, emisiones de CO2, de entre 264-158 gr/km, también en ciclo mixto cumpliendo, todos con la normativa de emisiones EU6d-TEMP. El asistente de movilidad personal BMW Connected, está disponible para proporcionar conectividad sin fisuras entre el automóvil y los dispositivos digitales. El nuevo BMW X5 es también, el primer modelo de la marca que se puede abrir con la llave digital de BMW a través de un teléfono inteligente. Sus precios comienzan en 72.800 euros, hasta 111.800 euros del tope de gama.