Compartir

Aunque Kiko Matamoros ha asegurado en numerosas ocasiones que se trata de una persona de izquierdas, lo cierto es que la manera en la que Pablo Iglesias se comportó esta semana en el Congreso no le ha gustado nada al colaborador de ‘Sálvame’.

La reacción de Matamoros se produjo después de ver lo que ocurrió en la Comisión para la Reconstrucción que se ha creado en la cámara baja, y donde el vicepresidente segundo del Gobierno participó este jueves.

Allí Iglesias dijo que a Vox “le gustaría dar un golpe de Estado pero no se atreve”, palabras que hicieron que el portavoz de esta formación, Iván Espinosa de los Monteros, volviera a abandonar la sesión.

Estas palabras motivaron la queja de Espinosa de los Monteros, quien pidió al presidente de la comisión, Patxi López, que tomara “cartas en el asunto” ante una “manifestación absolutamente intolerable, que falta a la verdad y es absolutamente ofensiva”, y pidiera a Iglesias “una rectificación”.

Para Matamoros, la forma en la que Iglesias se está comportando es muy similar a la de cualquier “chulo de bolera”.