Compartir

Kiko Hernández se ha convertido en uno de los colaboradores estrella de ‘Sálvame’ donde cada tarde da exclusivas relacionadas con el mundo del corazón y comenta el resto de noticias de actualidad.

Sin embargo, la audiencia de Telecinco le conoció mucho antes. Fue durante su participación en la tercera edición de Gran Hermano.

Desde entonces ha participado en diversos programas del corazón aunque se arrepiente de cómo actuó en algunos de ellos como por ejemplo en ‘Crónicas Marcianas’ o en ‘Salsa Rosa’.

“Iba a poner a parir a alguien que no me había hecho nada solo por llevarme un dineral (…)me ganaba la vida de una forma sucia, hacía cosas con las que no estaba nada de acuerdo, pero yo solo tenía en cuenta el dinero, solo veía eso”, aseguraba este miércoles en ‘Sálvame’.

Muy contundente era Hernández a la hora de comentar cómo se trabajaba en el programa que presentaba Javier Sardá.

“No te imaginas cómo fueron los últimos 100 programas de ‘Crónicas’, no dormía de la tensión, todos sabíamos que el programa se iba a terminar y que nos estaba ganando otro. Ese programa era muy heavy, te exigían decirle burradas a concursantes de GH, era vomitivo”, confesaba.