Compartir

Tan solo unos meses después de que saliera del hospital después de que estuviera a punto de morir por una sobredosis de drogas, Lamar Odom no parece haberse rehabilitado y los problemas han regresado a su vida. Hace poco se conocía que el jugador de baloncesto había vuelto a beber y ahora se rumorea que también ha vuelto a caer en el mundo de las drogas.

Las alarmas y la preocupación de los amigos y familiares del casi ex marido de Khloe Kardashian es cada vez mayor, sobre todo después de que encontraran restos de unas pipas de crack en su casa al día siguiente de dar una fiesta, según publica el portal 'TMZ'.

Al parecer, entre él y sus amigos se produjo una fuerte discusión en la casa cuando fueron a verle y se encontraron con un escenario de lo más desolador. La higiene brillaba por su ausencia, había bolsas por todas partes y las cucarachas andaban a sus anchas por allí, entre las drogas y la suciedad. 

Sin embargo, Odom estaría esquivando todas las advertencias que le hacen desde su entorno porque aseguran sus fuentes más cercanas que se cree “invencible” por haber superado la sobredosis del pasado mes de noviembre. Su vida ahora se basa en beber, tomar drogas y frecuentar bares. Y es que Lamar Odom piensa que no necesita rehabilitación.