Compartir

Hannah Polites es una modelo australiana que acostumbra a compartir sus espectaculares posados en su perfil de Instagram. Cuando se quedó embarazada decidió seguir haciéndolo, mostrando la evolución de su cuerpo.

El caso es que muchos de sus fans y seguidores se han mostrado preocupados por el aspecto físico de Hannah Polites una vez transcurridos seis meses de su embarazo. Y es que la modelo, muy preocupada por su aspecto, ha decidido seguir una dieta estricta y un programa de ejercicios que hace que apenas se le haya empezado a notar la barriguita hace poco.

Muchos la critican en las redes porque consideran que está poniendo en peligro a su bebé. Otros la defienden animándola a vivir su embarazo como ella considere adecuado.