Compartir

Las fiestas de los deportistas de élite están pasando a ser un asunto de mucha preocupación. El último protagonista de una de ellas es Lewis Hamilton y no está exenta de polémica, ya que el piloto de Fórmula 1 no está teniendo demasiadas alegrías esta temporada con su coche. 

Ocurrió el pasado fin de semana en Miami y las imágenes no dejan lugar a dudas. Fue una auténtica locura el festín que se pegaron, tanto que está llegando a escandalizar a más de uno, incluidos sus amigos allí presentes. 

El vídeo muestra cómo Hamilton bebe alcohol mientras baila y toca el culo a unas chicas que iban con poca ropa, e incluso las mete fajos de billetes en sus bolsillos, a pesar de que no parecen strippers. 

Ha sido el propio Hamilton el que ha compartido el vídeo con sus seguidores en las redes sociales, a sabiendas de que la que podría liarse era pequeña. A sus fans no les ha hecho ninguna gracia, ya que los éxitos del piloto son escasos esta temporada y creen que debería centrarse en otros asuntos.