Compartir

La próxima temporada podría ser la última de Íker Casillas en el Oporto. Pese el portero firmó su contrato con el club portugués hasta junio de 2018, la revista 'Semana' ha publicado que el exjugador del Real Madrid habría aceptado una oferta de la Major League Soccer de Estados Unidos, en la que cual estaría dos temporadas por ocho millones de euros cada una de ellas.

La información asegura que el principal artífice de ese cambio de aires de Íker, Sara Carbonero, Martín y el hermanito que esperan para junio ha sido David Beckham, propietario de la liga de fútbol estadounidense y del Miami Beckham United, club en el que recalaría el de Móstoles si se confirma la noticia.

Son muchos los que aseguran que la boda secreta y austera de la pareja, de la que no se enteraron ni los amigos más cercanos, podría responder a ese viaje programado a Miami y que provocaría un cambio de aires importante para toda la familia Casillas Carbonero.

En Miami, Iker y Sara no tendrían problemas con el idioma ni para hacer amistades, ya que allí reside habitualmente Alejandro Sanz, con quien guarda una gran relación el portero. El clima, además, es muy bueno y hay cadenas hispanas importantes con sede en la ciudad costera como Telemundo o Univisión que podrían ser el lugar perfecto para que Sara Carbonero retomara su carrera como periodista.

Por el momento, ni Íker ni Sara han confirmado nada y se trata de una simple información. ¿Será verdad?