Compartir

Barba hipster, pelo en pecho, labia, mucha labia, sonrisa permanente, ligoncete, famoso y… ¿sexy? Podríamos estar hablando de Bertín Osborne en sus tiempos mozos, pero no. Se postula firme candidato para tomar su relevo dentro de unos años, solo que, de momento, no le ha dado por el cante. Sueña con ser actor, estudió arte dramático y le encantaría llegar algún día a Hollywood porque es de soñar alto. Todo un Dani Rovira en potencia. Hablamos de Jorge Cremades, ese chico alicantino de 27 años que hace reír a millones de personas en tan solo unos segundos y que llena los muros de Facebook con sus vídeos de humor. 

“Qué nombre más bonito tienes”, es lo primero que me dice. Simpatía no le falta, sabe cómo y de qué manera ganarse a la gente y lo consigue. Hace que muchos se sientan identificados con el tortazo calentorro que te pega la pizza al sacarla del horno, con ir a la peluquería y que no te corten solo las puntitas o con el drama que supone dar 'like' sin querer a tu exnovia.

¿Siempre tienes una sonrisa en la cara?

Soy una persona bastante alegre. Soy muy momentáneo, si me sienta mal algo se me pasa al segundo. Estoy feliz, tengo unos padres que me han educado muy bien a apreciar la felicidad. Tenía una especie de tótem, una llave que tocaba cada vez que me pasaba algo bueno, por pequeño que fuera. Por ejemplo, encontrar aparcamiento a la primera o haber comido de puta madre. Al final del día te das cuenta de que te han pasado más cosas buenas que malas, aunque demos más interés a las cosas malas. Ayer perdí el carné de conducir y he madrugado para hacérmelo, he ido ¡y me dicen que necesito cita previa! Así que mira, me he tomado un buen desayuno.

¿El hombre como el oso, cuanto más pelo más hermoso?

En mi caso te diría que sí, porque si no estoy jodido… Jajaja. Respeto a la gente que se depila pero si yo tuviera que depilarme tardaría tres semanas en acabar. Soy muy peludo. A ti, ¿cómo te gustan, depilados o sin depilar?

¡Me da igual, no me enamoro de los pelos! ¿Cómo sería tu chica ideal?

(Pensativo…) Una tía con el pelo ondulado, castaña, buena gente, ojos verdosos… Jajaja. 

Me imagino que desde que eres más famoso ligarás más…

Siempre he ligado bastante porque me gusta mucho hablar, pero ahora… ¡no sé cómo acabar la frase, jajaja!

¿Cuál la forma más triste que has usado para entrar a una chica?

Ligar con frases en plan… '¿Te has hecho daño? Es que pareces un ángel caído del cielo'. 

Pero eso está demasiado visto, además que no, Jorge…

(Se ríe) Soy muy básico. Mis amigos y yo éramos mucho de salir a ligar. La única preocupación que teníamos era esa. 

¿Con chicas tan guapísimas como las que salen en tus vídeos?

Sí, la verdad es que son muy buenas… Fue un poco porque mis amigas ya se cansaron de hacer vídeos y empezaron a escribirme chicas por el Instagram que tienen fotos así… ¿sabes cómo te digo? Así que yo les invito. Si quieres un día hacemos un vídeo juntos. 

¡Cuando quieras! Para mí eres un poco como el Barney Stinson español… ¿tienes un libro de las jugadas?

Me gustaría, pero no. ¡El Código de los Colegas sí lo tenemos muy arraigado! Mira, me fui a Francia y unos franceses me dijeron que allí era como Mr. Bean español (nos reímos mucho). Yo creo que es porque no entienden mucho y me ven gesticular. Eso me ha hecho pensar en hacerlos más mudos y poner subtítulos en inglés, igual así llego a más gente, ¿no crees?

¿Te imaginas en el altar? 

¿Quieres que te diga la verdad? En realidad soy un romanticón (Se ríe mucho). Esto no se lo digo a nadie porque parezco un cursi, pero los vídeos que me hacen llorar mucho en Youtube son los de cuando vuelve un familiar de la guerra, la niña lo abraza… Me emociona bastante. Y también los que salen pidiendo matrimonio por todo lo alto con la novia llorando… Se me pone la piel de gallina.

Cremades no es un 'youtuber' al uso, llega a otro tipo de público más adulto y trabaja en una especie de laboratorio de ideas, 'Popcont', un grupo de jóvenes entre los que se encuentra gente como Uri Sabat (Los 40), expertos en Instagram, en Vine… En definitiva, un trabajo con el que ya ha conseguido superar los tres millones de 'me gusta' en su página de Facebook y que cosecha otros tantos en el resto de redes sociales, llegándose a convertir en uno de los mayores fenómenos virales de los últimos tiempos en nuestro país.

¿Cuánto trabajo hay detrás de apenas unos segundos?

Hay veces que los vídeos salen solos. Grabarlos y producirlos sí que lleva más trabajo, pero lo que más cuesta es pensar la idea. Algunas vienen solas por alguna situación de amigos y otras pues me levanto por las mañanas, me tomo un redbull, o bueno un café, y busco cosas en internet para inspirarme. Ahora estoy empezando a escribir un libro. 

¿Sobre qué?

Pues estoy leyendo muchos libros de psicología femenina, buscando información porque va a ir rollo de mujeres y hombres. Quiero contar una historia de un chico y una chica, ver cómo evoluciona la relación, lo que piensa uno, lo que piensa la otra, cuando no se dicen nada y piensan muchas cosas…

Justamente de eso quería yo hablar. Antes de la entrevista pensaba que le pasaba algo con las mujeres, que le habían dejado con cuernos de por medio demasiadas veces, por ejemplo. Pero me sorprende contándome algunas partes de su vida. “Con mi primera novia estuve cinco años, era el amor de mi vida y llegué al punto en el que me acostumbré, pasaba de ella, no le prestaba atención. Muchas veces pienso 'joder, con lo fácil que hubiera sido tratarla bien, a lo mejor seguiría siendo mi novia'”. 

Aunque eso no le exime del todo. En sus vídeos (parece que) las mujeres estamos locas por cogerle el móvil a nuestros novios (porque ellos siempre tontean con otras, claro), conocer su código de desbloqueo como fin último de nuestra existencia, 'torturamos' a nuestra pareja con películas románticas y somos unas celosas empedernidas porque ellos siempre están mirando el culo de otras. 

No es la primera vez que se lo dicen y dudo si será la última. El tema sale solo, él lo sabe, reconoce sus errores, solo que no ve algunas cosas… ¿O a caso alguien es capaz de incluir el adjetivo 'machista' en su lista de defectos? 

Nos pintas con demasiados estereotipos…

No, no, nada, nada… Intento hacer todo lo contrario, mostrar lo simple que es el hombre, pero sí que es verdad que mucha gente me lo ha comentado y para nada quiero decir eso. Tiendo al estereotipo también en el hombre. Nosotros somos muy simples cuando hablamos con una chica, somos muy básicos, al menos yo me siento así. ¿Qué te gusta? pues sí, no, fuera. No nos planteamos nada más. Vosotras sois más complejas, más inteligentes, le dais más vueltas a todo. La parte de las mujeres siempre está en planos más en movimiento y con música más dinámica y la de los hombres en plano fijo y nada más. 

Pero, ¿entiendes que algunos de tus vídeos puedan considerarse machistas?

Sí, claro. Lo he leído un montón de veces. Para mí es un poco putada que se cree ese efecto a veces en las mujeres o en el público en general, pero sería idiota si quisiera hacer algo así. Me duele que a la gente le ofenda porque no es lo que quiero. Ojalá pudiera hacer vídeos limpios que a todo el mundo le gustasen. Es imposible, aunque me encantaría.

Tienes uno en el que una chica está borracha en la discoteca y todos los tíos vais a por ella. Otro en el que le echas azúcar para emborracharla aposta… ¿No crees que pueda considerarse como una violación? 

A ver… No me llega la mente a pensar que es una violación. Muchas veces me han dicho que puede ser sensible, pero yo no lo pienso así. En realidad lo único que quiero es hacer el chiste de que los tíos vemos una tía en la discoteca que está borracha y no sé… No sé cómo explicártelo. Pero vamos, que no pienso que sea machista ni degrade a nadie. Entiendo tu punto de vista, pero no lo hago con esa intención. Al subir ese vídeo ni se me pasa por la cabeza que estoy hablando de una violación. 

Él mismo saca el tema de la polémica que tuvo con el vídeo de la tienda de campaña, en el que empujaba a una chica (de malas formas) por estar 'cabreado' al no poder cerrarla.

Me comentaron que había agredido a una mujer porque hay un momento en el que la aparto. Cuando lo grabamos esa idea se le ocurrió a mi amiga, en plan 'cuando pase, tú me quitas y te centras solo en la tienda, como si pasaras de una tía buena porque solo ves la tienda'. Después de eso lo vuelvo a ver y lo entiendo. A raíz de aquello me pienso más los vídeos, me rayo más, trabajo pensando en a quién le pueden sentar mal. Para mí es lo peor, ojalá pudiera subirlos sin estar pensando en eso. 

¿Te pones límites?

Cuando llegas a tantas personas tienes que pensar dónde puede llegar a influir. Al principio hacía chistes en referencia a las drogas y me escribían que estaba haciendo apología de las drogas. Bueno… Me pongo esos límites para procurar que no ofendan a nadie. Es lo último que quiero. 

Nos despedimos prometiéndonos unas cañas y con la sensación de haber hablado con una persona que es tal y como se muestra, sin trampa ni cartón. De esas que caen bien a todo el mundo, más que nada porque la fama no se le ha subido a la cabeza. Y eso que Jorge Cremades tiene vídeos con más de 60 millones de reproducciones. Eso sí, los de mujeres borrachas y celosas seguirán sin hacerme ni una pizca de gracia.