Compartir

1Walt Disney en algunas de sus películas, siempre ha intentado convencernos de que la belleza está en

Walt Disney en algunas de sus películas, siempre ha intentado convencernos de que la belleza está en el interior de las personas. Los descreídos siempre han ridiculizado esas moralinas dulzonas y bienenintencionadas. Pero las parejas que vamos a presentar continuación son una buena muestra de ello, pese que habrá quien piense, con mal gusto y exceso de materialismo que la belleza de nuestros protagonistas está en su cartera, sus dividendos y los fondos offshore de paraísos fiscales. Allá ellos. Eso sí, hay casos y cosas de difícil explicación aunque esté plenamente aceptado que existen parejas de todas las clases. Para gustos los colores. Dicen que para el amor no hay edad, y algunas mujeres las arrugas, las canas, los pellejos, las aflicciones prostáticas y las pérdidas de orina de sus novios o maridos son lo de menos. Eso sí, siempre que haya millones de dólares de por medio. Es el cuento de la cenicienta de la chica que se encuentra a un príncipe poderoso y con el  riñón 'forrao' que le dará una vida digna de una reina. Si a ese cuento le sumas que el príncipe ya está en una edad entre los 80 y la muerte, la tentación debe ser muy grande. Todo, en espera de una herencia de millones y millones de dólares… ¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir… inversión?Salman Rushdie y Olivia Wilde… entre otrasEl Premio Nobel de Literatura, que actualmente cuenta ya con 68 primaveras, se ha casado ya cuatro veces -Clarissa Luard (1976-1987), Marianne Wiggins (1988-1993), Elizabeth West (1997-2004) y Padma Lakshmi (2004-2007)- y las dos últimas reinciden en la 'pecad'o de una novia que era alguna década más joven que él. El bueno de Salman ha salpimentado -perdón. Ha salpicado- esos matrimonios con relaciones con mujeres bellas y, también, mucho más jóvenes. Y uno ya opta por creer que una vez que se prueba el elixir de la juventud la dependencia ya es peor que la más dura y esclavizadora de las adicciones. En su lista de recientes noviazgos figura, incluso, una de las actrices más deseadas del panorama televisivo actual, Olivia Wilde, de 31 años, la doctora maciza de 'House'. 

Atrás