Compartir

Antonio Juan Vidal Agarrado, que fuera jefe de servicio de Formación en Cádiz y que ha sido imputado de dos delitos de prevaricación y malversación de caudales. La sorpresa es que Vidal está vinculado sentimentalmente a Paz Padilla.

El último auto de la juez Mercedes Alaya en el sumario de los cursos de formación ha revelado que el hecho de que hayan imputado a once jefes de servicio de la Junta de Andalucía ha sido una bomba y, también porque entre esos nuevos imputados figura el novio de una presentadora de televisión.

La vinculación sentimental de la presentadora y el funcionario ha sido reflejada por numerosas revistas del corazón. La propia presentadora reconocía hace no mucho que estaba ilusionada con Antonio, al parecer un antiguo amor de su juventud, con el que rompió hace aproximadamente veinte años y con el que retomó su relación en 2012.

Vidal Agarrado, funcionario de carrera pero que ya no ocupa el cargo de jefe de servicio, nació en 1968 en Cádiz, localidad de la que también es la conocida presentadora de televisión. Su imputación fue la “comidilla” en la delegación provincial de la Junta de Andalucía.