Compartir

Conchita Wurst saltó a la fama tras convertirse en la ganadora del Festival de Eurovisión en 2014. La cantante vienesa conquistó a la audiencia gracias a su canción 'Rise like a phoenix'. Sin embargo, no es precisamente eso lo que todos recordamos de ella, sino su peculiar aspecto.

Desde luego, presentándote en el Festival de Eurovisión oculta tras una cuidada barba y una larga melena morena logras no dejar indiferente a nadie. Conchita se hizo con el primer puesto en el festival musical, pero desde luego que fue su aspecto lo que más dio que hablar.

Lo cierto es que aunque al principio a todo el mundo le chocó un poco el atrevido look de Conchita, ya nos habíamos acostumbrado a verla lucir con su inseparable barba. Además, hace ya casi un año de su rotundo éxito en Eurovisión y parece que no le ha ido nada mal puesto que la hemos visto actuando incluso en nuestro país.

Sin embargo, ahora la cantante vienesa ha vuelto a sorprender a todo el mundo compartiendo en su perfil de Instagram una imagen suya bastante cambiada, puesto que en ella ha dejado atrás su característica barba.

Pero ese no es el único cambio de Conchita… En la imagen, la cantante también se ha despedido de su larga y lisa melena morena para dejar paso al rubio platino y los rizos.