Compartir

La trágica e inesperada muerte de Paul Walker en un accidente de tráfico dejó muy tocado al reparto de 'Fast and Furious'. Muchos de los actores que participan en esta saga se ha considerado siempre “una familia' y la desaparición del actor provocó una irreparable herida que, de forma especial, dos personas son capaces de cerrar. 

Una de ellas es Vin Diesel. El actor acaba de ser padre por tercera vez junto a su mujer, Paloma Jiménez, y ha decidido, como homenaje a la muerte de Paul Walker (un verdadero hermano, tal y como ha confesado muchas veces), ponerle a su hija recién nacida el nombre de Pauline

“Siento que es una forma de mantener su memoria como una parte de mi familia y de mi mundo”, explicaba en una reciente entrevista el actor durante la promoción de la séptima entrega de la saga. 

Vin Diesel aseguraba en esa entrevista que Paul Walker “estaba presente en la habitación” durante el parto y que “no podía pensar en nadie más mientras que estaba cortando el cordón umbilical”. “Estaba ahí presente. Yo lo sabía”, apuntillaba el actor. 

Michelle Rodríguez es otra de las integrantes que quedó muy marcada tras la muerte del actor. En una reciente entrevista, la actriz reconocía, entre lágrimas, que el suceso provocó que “bebiera alcohol en exceso” y que hiciera muchas cosas que le hacían estar fuera de sus cabales.

“Sentía que nada podría hacerme sentir viva, así que decidí a seguir con ese ritmo de vida. Iba de viaje por ahí e iba teniendo sexo con muchas personas. Lo único que hacía era ignorar mis sentimientos”, apuntillaba la actriz.

Ahora, además del recuerdo eterno, sólo queda esperar unos días, concretamente al día 2 de abril, para ver en acción a Paul Walker por última vez. Será en la nueva entrega de 'Fast and Furious'.